Le ganó 2-0 en Jardines y extinguió sus chances; hubo tres partidos másWanderers sepultó la ilusión de Danubio

1 307

Si bien Capurro era el principal centro de atención de la decimotercera fecha del Torneo Apertura, los futboleros siguieron atentamente también lo que ocurría en Jardines del Hipódromo.

El motivo es muy sencillo: si Peñarol ganaba su partido ante Fénix, solamente Danubio tendría posibilidades matemáticas de arrebatarle el título. Un triunfo franjeado era la única opción para postergar (o suspender, dependiendo de futuros resultados) la vuelta olímpica del equipo de Diego López.

Pero los hinchas aurinegros no necesitaron sacar la calculadora, pues Wanderers le dio una mano a su equipo ganando 2-0 en La Curva.

Los goles de Federico Andueza, quien venció la resistencia de Sebastián Cristóforo a los 22 y 30 minutos de la primera parte, fueron festejados al unísono por seguidores bohemios y mirasoles.

De paso, el triunfo le permitió al equipo dirigido por Román Cuello trepar al tercer puesto de la tabla de posiciones, lo que siempre es una magnífica noticia para un club que entre sus objetivos tiene cerrar la temporada consiguiendo un pasaje a una copa internacional.

Prohibido empatar

Curiosamente, ninguno de los cinco partidos que se disputaron ayer terminaron en tablas. Además de Wanderers y Peñarol, hubo otros tres equipos que sumaron de a tres unidades.

Uno de ellos fue Liverpool, que ganó en Colonia un dramático duelo ante Plaza. Los «pata blanca» se pusieron en ventaja gracias al gol de penal de Cecilio Waterman, pero el elenco dirigido por Paulo Pezzolano pudo dar vueltas las cosas.

Con poco más de 15’ minutos de diferencia llegaron las anotaciones de Gonzalo Maulella y Federico Martínez, que materializaron el triunfo de los negriazules en el estadio Prandi.

En cuanto a Cerro y River Plate, ambos ganaron en condición de visitante.

Los albicelestes lo hicieron más agónicamente, pues el solitario gol de Santiago Viera llegó en la recta final del encuentro, cuando el reloj indicaba 81’.

Como para hacer más dramáticas las cosas, el Tróccoli vio como Rodrigo Formento le atajó un penal a Joaquín Zeballos pasada la hora, impidiendo así que Juventud llegara al empate.

El recorrido por los partidos de la víspera termina en el Prado, donde los «darseneros» derrotaron 2-1 a Rampla Juniors. Sebastián Píriz y Matías Alonso marcaron para los vencedores, mientras que Pablo Pereira descontó de penal para los «picapiedra».

También podría gustarte
1 comentario
  1. alfredo alsamendi dice
    La irregularidad de los equipos uruguayos es enrome. Danubio que venía de hacerle 5 a LIverpool, Wanderers que había sido goleado a domicilio por Boston River…Embocar un pronóstico deportivo e smás difícil que encontrar un rancho con timbre.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.