Una máquina: Suárez pasó la barrera de los 400 goles en Europa

El salteño metió un «doblete» ante Celta de Vigo y engordó sus impresionantes registros.

Luis Suárez parece usar las críticas como combustible. Cuando empiezan a brotar voces que dicen que ya no es el mismo, que las lesiones lo enlentecieron o que está fuera de forma, el «Pistolero» responde con goles.

El crack celeste le metió dos al Celta de Vigo, que además de ser los primeros desde que volvió a la cancha tras estar varios meses afuera, recuperándose de la operación a la rodilla a la que debió someterse a principios de año, le permitieron superar los 400 goles en Europa. Se lee rápido, pero cuántos delanteros hubieran pagado solo por acercarse a ese impresionante registro.

El desglose de los gritos del salteño muestra que hizo 116 en Holanda (15 en Groningen y 111 en Ajax), 82 con la camiseta de Liverpool y 193 con Barcelona. Le llevó 603 partidos alcanzar un número con la que la mayoría de los goleadores solo puede atreverse a soñar.

El dúo dinámico

Seguramente «Lionel Messi» sería la respuesta que daría Luis Suárez si le preguntaran con qué jugador se entendió mejor (y sigue haciéndolo) dentro de una cancha. Claro que la gama de virtudes del rosarino tienden a hacer pensar que cualquiera que esté a su lado se cansaría de hacer goles, pero no a todo el mundo le resulta fácil estar al lado del mejor (para más pruebas, ver la selección argentina).

La conexión rioplatense volvió a encenderse en Vigo, donde «La Pulga» le dio a Suárez las asistencias de sus dos goles. En el primero, hizo gala de su inteligencia al meterle un centro a la cabeza, que «Lucho» mandó a la red, en un tiro libre desde el borde del área en el que todo el mundo esperaba, por supuesto, que le pegara al arco directamente.

El segundo llegó en el complemento y le permitió a Suárez mostrar algo más de su repertorio: recibió la pelota de Messi, usó su cuerpo para neutralizar a su marcador, giró y metió un zurdazo que se incrustó contra el palo para poner el 2-1.

«Es una sensación amarga»

Pero la gran actuación individual no permitió que la felicidad de Barcelona fuera completa. El culpable de impedirlo fue Iago Aspas, que puso el 2-2 en los descuentos para complicarles la vida a los «culés», que quedaron apenas un punto por encima de Real Madrid, que tendrá la posibilidad de trepar a la punta en soledad si derrota esta tarde al Espanyol en Barcelona.

«Era un partido vital para pelear por el título, hicimos un buen primer tiempo, creando ocasiones, pero en la segunda parte se vio diferente, con el Celta queriendo ser más protagonista. La sensación es amarga, de tristeza y frustración, porque hemos perdido dos puntos», dijo «El Pistolero» tras el encuentro.

«Por mi parte, estoy contento de ayudar por los dos goles, pero te vas enojado porque hay que corregir cosas. Esta era una salida complicada, cómo será la de Villarreal. Y en medio recibimos al Atlético», agregó.

Más goles celestes: anotaron Nández y Coates

Que el fútbol se haya adaptado a la nueva normalidad no impide que algunos episodios recurrentes de la vieja asomen el hocico. Tal es el caso de los goles de jugadores uruguayos fuera de fronteras, una sana costumbre que se renueva cada fin de semana.

El más bonito fue obra de Nahitan Nández. El volante de la selección nacional aprovechó una pelota que quedó boyando en las puertas del área para sacar un bombazo que fue a morir contra el palo para poner el 1-0 a favor de Cagliari, que terminó ganándole 4-2 a Torino para quedar en la décima posición de la tabla del fútbol italiano.

Tampoco faltó a la fiesta Sebastián Coates, quien utilizó su fortaleza más evidente en el área rival, el juego aéreo, para ganar de cabeza y abrirle el camino del triunfo a Sporting Lisboa, que terminó imponiéndose 3-1 contra Belenenses de visitante.

El equipo del central de la selección está tercero, pero lejos del puntero: en Portugal manda Porto con 67 puntos (lo sigue Benfica con 64), que son 15 más de los acumulados por el equipo de Coates en 28 fechas.

1 comentario
  1. Carlos dice
    ya esta muy lento, una pena

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat