Trabajadores del dulce se declararon en conflicto y en defensa de sus conquistas

Según explica el sindicato, el conflicto se debe ante la “insistente actitud” de la Cámara del Dulce “que pretende no solamente congelar salarios” sino “dinamitar” los beneficios logrados en la negociación colectiva.

El sindicato del dulce se declaró en conflicto y por estas horas ha venido desarrollando distintas acciones de movilización en defensa de los beneficios obtenidos en la última instancia de Consejos de Salarios. Según explica el sindicato, el conflicto se debe a la “insistente actitud” de la Cámara del Dulce “que pretende no solamente congelar salarios” sino “dinamitar” los beneficios logrados en la negociación colectiva.

En diálogo con el portal del PIT-CNT, el integrante de la dirección de la Organización Nacional de Obreros del Dulce Ramas y Afines (Onodra), Javier García, explicó que la cámara que nuclea a las empresas del sector insisten en “aferrarse” a un escenario de rebaja salarial y quita de beneficios logrados en la negociación colectiva. La Onodra había logrado algunos acuerdos de reducción de carga horaria sin pérdida de salario o en otros casos, del otorgamiento de tres días libres pagos (24 y 31 de diciembre y el viernes de la semana de Turismo), de acuerdo a la realidad de producción de las distintas fábricas. El sindicato no se muestra intransigente en el aspecto económico, en el marco de la realidad actual de la pandemia, pero no está dispuesto a admitir que se quiten otros beneficios logrados. 

Próximas medidas

El próximo lunes, la Onodra realizará un plenario donde evaluará las acciones de movilización y difusión que ha venido desarrollando durante toda la semana y pondrá a consideración los escenarios futuros posibles.

El conflicto de la Onodra implica una diversidad de actividades que desarrollan operarios maquinistas, amasadores, personal de empaque, envasado, decoración de huevos de Pascua, elaboración y bañado de alfajores artesanales, entre otros.

Según explicó Javier García al Portal de la central sindical, algunas empresas del sector han desarrollado a lo largo de su historia “una evidente práctica antisindical”. García sostuvo que algunos casos como Punta Ballena, “han barrido” las organizaciones sindicales despidiendo a los trabajadores que han comenzado una organización sindical o en algunos casos, “ofreciéndoles plata a los compañeros” para que desistieran de su intento de sindicalización. Por último, el dirigente sindical recordó que otras empresas del sector también han sido denunciadas por el sindicato por sus prácticas “represivas” y “antisindicales”.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat