«Todo el peso de la ley»: gobierno aplicará multas a fiestas clandestinas, de 37.000 a 1 millón de pesos

El Poder Ejecutivo se encuentra «muy preocupado» por la realización de estas reuniones no autorizadas. Las autoridades dijeron que les caerá a los organizadores con «todo el peso de la ley».

El gobierno está preocupado por la realización de fiestas en plena emergencia sanitaria. En ese sentido, las autoridades del Poder Ejecutivo confirmaron ayer que aquellos que organicen fiestas tendrán una multa de entre 37.000 a más de 1 millón de pesos.

El secretario de Presidencia, Álvaro Delgado, dijo que estos eventos «ponen en riesgo la salud de la población». Además, ejemplificó a Uruguay con Costa Rica para dar a conocer el «status» de privilegio que tiene hoy nuestro país.

«Uruguay tiene un status especial y es parte de lo que tenemos que cuidar. Debemos tener cuidado con el trabajo de todos los uruguayos. Es un compromiso de cada uno y responsabilidad de quienes organizan estos eventos», señaló Delgado.

«Esto está controlado hasta que se descontrola. Acá no hay nadie curado hasta que haya una vacuna y el dejar de estarlo tiene que ver con la responsabilidad social de todos los uruguayos. Las fiestas son el elemento de mayor riesgo que tenemos por delante. Podemos ganar en tratar de generar escenarios que a los uruguayos no les va a ir bien. Perder lo que fuimos ganando por una fiesta me parece que no es la opción de hoy. Los riesgos de la salud pública van a hacer que se ponga todo el peso de la ley para aplicar los controles y sanciones necesarias que impliquen multas, clausuras y denuncias penales», agregó.

Rodrigo Ferrés, prosecretario de Presidencia, resaltó que el Poder Ejecutivo, a través del Ministerio de Salud Pública, «puede y debe en caso de existir infracciones en cualquier tipo de establecimientos clausurarlos y realizar denuncias policiales y ante Fiscalía en casos de desacato. Sean las autoridades públicas de fiscalización en materia sanitaria o con la Policía».

«Acá se trata de poder proteger a la gente a través de la protección del interés general», añadió el prosecretario de Presidencia.

Delgado, en tanto, dijo que «podemos ganar en tratar de generar escenarios que a los uruguayos no les va a ir bien. Perder lo que fuimos ganando por una fiesta no es la opción de hoy», enfatizó Delgado. «Si no cuidamos este resultado todo lo que fuimos ganando se puede venir para atrás. Ejemplos sobran en el mundo».

«A medida que pasa el tiempo esto cada vez nos obliga a levantar cada vez la guardia», afirmó el secretario de Presidencia, y remarcó: «Vamos a ser muy estrictos en los controles en aquellas actividades de riesgo no autorizadas» y afirmó que el gobierno va a aplicar «todo el peso de la ley y un control muy severo». «Estamos todos cuidando un resultado, que es un bien mayor, que es la salud de los uruguayos», dijo Delgado.

«Tenemos un status transitoriamente aceptable», destacó el ministro de Salud, quien hizo un «llamado a la reflexión» y dijo que «hasta este momento tenemos brotes». «Hay que seguir esforzándose, no hay chance», agregó.

Por su parte, el ministro de Salud, Daniel Salinas, instó a que no se hagan fiestas, y cuestionó: «¿Es mucho pedir?». «El tema acá no es inocuo para la salud pública y siempre hay un organizador, que es responsable», afirmó, y subrayó que si bien no tiene el «ojo de Gran Hermano» para estar arriba de esas fiestas, van a trabajar con el Ministerio del Interior «en nuestro rol de Policía sanitaria», dijo Salinas.

«Creo que con estas fiestas nos van a hacer más de un gol, y vamos a tener varios goles», estimó el ministro de Salud, en alusión al líder del Grupo Asesor Científico Honorario, Rafael Radi.

«Si uno le da un pequeño espacio al virus, el virus va a hacer lo que sabe hacer, contagiar. Es imposible que se pueda contener una multitud de brotes. Hasta ahora solo tenemos brotes y tenemos determinado dónde fueron y qué días hay que hisoparlos. Eso hasta cierta dimensión se puede llevar, pero eso después puede cambiar», expresó. «Estamos haciendo todo lo posible, pero no es suficiente. Precisamos la colaboración de la gente y la conciencia colectiva, no hay vuelta. Ningún ministro puede hacer desaparecer el virus», lamentó.

Consultado sobre cómo trabajarán las autoridades en los festejos el día de las elecciones departamentales el 27 de setiembre, Delgado resaltó el papel de los «facilitadores» que velarán para mantener los cuidados sanitarios, y resaltó que en los próximos días van a publicar la «normativa sanitaria para dar las garantías necesarias». Llamó a que el sistema político «tiene que dar el ejemplo» no solo en la jornada electoral, sino en los festejos.

En relación al balance que hacen del 24 de agosto, Salinas dijo que «la repercusión existió porque pasamos de un dígito a dos dígitos». No obstante, indicó que «no fue una explosión de contagios, quiere decir que la gente respetó bastante hasta ese momento». Además, dijo que «muchos de estos casos se están dando en gente de menor edad».

«El virus tiene un genio agresivo, entonces donde encuentra la brecha allí se cuela y hace el daño», aseguró. Por su lado, Delgado dijo sobre la Noche de la Nostalgia que el balance fue «positivo» porque la «gente acató», y «los casos que incumplieron la exhortación fueron muy pocos».

Por otro lado, las autoridades defendieron la decisión de habilitar a la Asociación Rural del Uruguay a organizar este año la Expo Prado. Delgado subrayó que desde el gobierno se dan «pasos cortos, seguros y evaluados», y remarcó que cada vez que se va abriendo un sector «se va protocolizando» con los actores. «Hay un bien mayor a tutelar que es la salud de todos los uruguayos», enfatizó.

Salinas indicó que el «máximo de cuidado está hecho» en la Expo Prado, que es «lo contrario» de las fiestas por la falta de información de las mismas. Sobre la feria agropecuaria que se lleva adelante en la Rural del Prado, el ministro de Salud subrayó: «Han hecho lo máximo para estar a la altura de las circunstancias».

Delgado agregó que «la situación de la Expo Prado es parecida a los shoppings. Se hizo un protocolo muy exigente, y el MSP está controlando el cumplimiento del protocolo. Hubo zonas de la Expo que no se dejaron abrir, como las fiestas en Plaza Prado. No es la Expo Prado común, es la posible».

6 Comentarios
  1. Laura dice
    deja vu de los años 90. «Todo el peso de la ley» https://letralia.com/72/le04-072.htm
  2. Asdrubal dice
    Empiecen con los que fueron a la de Carrasco…. ah, claro…. son de los del gobierno entonces, empiecen con otros. Pensar que hubo gente que votó a estos INUTILES.
  3. Leandro del Uruguay dice
    Ya era hora de que se tomará alguna medida ante tanta irresponsabilidad y falta de conciencia social, que no exclusivas de determinadas clases sociales ni de partidos políticos. TODOS son culpables.
    1. Asdrubal dice
      Siiiiii… claro, sin distincion de partidos…. Los CULPABLES son los del Gobierno por no controlar a sus amigos. Seguí aplaudiendo a estos INUTILES, quedan cada día menos idiotas como vos.
  4. Rodolfo dice
    Sigo teniendo confusión : ¿como es posible controlar que se realiza el control del protocolo en un lugar donde entran tantas personas día a día y mas en fin de semana ? Los informativos hablan de miles , como por ejemplo el fin de semana pasado en la Expo Prado. Alguna explicación debe tener estos rebrotes .¿hay tantas fiestas y casamientos con fiesta en Montevideo ?
  5. FELIX dice
    Deberian empezar con una multita de un millon y de ahi seguir aumentando porque los que hacen esas fiestas gigantes son los ricos NO LOS TRABAJADORES a menos que sean algunos desubicados que se creen que una fiesta con muchas personas los llevan a pertenecer a la clase MEDIA y de esos lamentablemente hay bastantes

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat