Reabren los templos religiosos a partir del 19 de junio

Será obligatorio el uso del tapaboca

El gobierno nacional dio el visto bueno para que se retomen las ceremonias religiosas con fieles, que fueron suspendidas desde el 13 de marzo por la pandemia. Esto se decidió luego de una reunión de ayer en la Torre Ejecutiva, que tuvo Álvaro Delgado, secretario de presidencia, con las autoridades de los principales grupos religiosos, entre los que hubo evangélicos, judíos, católicos, etc.

En esta reunión se firmó un protocolo para que los templos religiosos puedan reabrir sus puertas para el 19 de junio. Las celebraciones como bautismos y casamientos se tendrán que hacer acorde al protocolo de las misas. Las misas no podrán durar más de 45 minutos, ya que se ha averiguado que el tiempo puede influir mucho en el contagio, en ambientes cerrados.

«Una celebración por día, será obligatorio el uso de tapabocas, hay un pedido especial con los cantos, debe haber alcohol en gel para entrar a las celebraciones y otra serie de indicaciones. La segunda etapa será poder abrir a que haya un mayor aforo, de un tercio a la mitad y después todos y que pueda haber más de una celebración por día», aseguró el cardenal Daniel Sturla con respecto a las medidas implementadas en el protocolo.

«Cada comunidad lo deberá ver, va a ser algo difícil y depende de las comunidades. Sabemos que en algunos lugares hay mayor afluencia y otros menos. En muchas iglesias no va a haber problemas y en los que puede haber dificultad se está viendo la inscripción. Todas las iglesias y la comunidad judía estamos muy agradecidos a lo que han sido las medidas en cuanto al cuidado de la gente», agregó el cardenal.

El viernes 5 de junio, en su columna semanal en Radio Oriental (“El aporte de la iglesia”), el arzobispo de Montevideo reclamaba que se habilitaran las misas. Según Sturla, “algunas decisiones” que se habían tomado, dieron a entender que “Dios no es útil”, refiriéndose a la reapertura de los shoppings. Pero sí lo es “que funcionen el comercio, la industria y la construcción, que haya movimiento de dinero”. Luego agregaba que como se acerca al Día de la Madre “parecería que el mejor homenaje a la madre es abrir los shoppings, así se pueden hacer los regalos y hay un movimiento de dinero”.

“En cambio, para los que somos creyentes, nada hay más práctico, más útil, que Dios. Y, obviamente, Dios escapa a todas estas categorías en las que de algún modo lo queremos poner. Pero creer en él resulta lo más práctico y lo más útil para el hombre”, había expresado en su programa. “Cuando no está Dios, la depresión, la falta de sentido y el relativismo moral llevan a cosas trágicas. Por eso es tan necesario que nuestros templos se puedan abrir, que nuestras iglesias puedan estar no solamente abiertas, sino celebrar el culto a Dios, y no el culto al dios consumo. Que el señor ilumine a quienes tienen que tomar las decisiones y que entonces podamos dar pasos hacia esta nueva normalidad”, finalizaba.

7 Comentarios
  1. Aldous dice
    Aprovechen para dejar a los mercaderes de la fe afuera del templo. .
  2. SUSAN dice
    y a mi que me importa!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
  3. SAIMON dice
    Cuando era chico, la iglesia me dijo que para hablar con dios no era necesario ningún lugar especial. Si continuara creyendo, lo aprobaría.
  4. Daniel dice
    Compadezco a quienes aún están tan atrasados para concurrir allí.
  5. alfredo alsamendi dice
    Creo que en esto debe imponerse el mayor respeto. Si criticamos a los fundamentalistas -tipo Inquisición- que creen que pecado es sinónimo de delito- no se puede usar el mismo argumento. Cada uno cree o no, y todas y cada una delas religiones, cristiana (en sus variantes de católica, ortodoxa y protestantes), judíos, musulmanes, umbandistas, son dignos del mayor respeto y la más amplia tolerancia. Obvio, lo mismo para agnósticos y ateos. Chantas hay en todos lados, y gente de bien también.
  6. Buenas tardes, siempre es una buena noticia que las distinta instituciones vayan recuperando la normalidad después de la situación que hemos vivido. A nuestro entender, no se trata tanto de las creencias de cada persona, si no que es la recuperación de la rutina que nos fue arrebatada de manera tan abrupta. La Iglesia Católica es un pilar fundamental en la vida de una gran parte de la sociedad. Por este motivo, estamos convencidos de que la reapertura de las iglesias y parroquias ayudará a la mejora anímica de la comunidad. Algo que es fundamental en estos momentos de debilidad colectiva. Un saludo!
  7. monica dice
    Porque no aprovechan la bolada y cancelan a los PEDOFILIOS ahora y ver si es verdad que se «MORFAN » entre ellos.Quizas este virus logre algo bueno!!

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat