MUESTRA DE CINE PARA DISCAPACITADOS VISUALES Y AUDITIVOSProyecto Okurelo se presenta en Festival de cine en México

El proyecto Okurelo, primera muestra de cine para discapacitados visuales y auditivos en Uruguay, que se exhibió en diciembre en nuestro país, fue invitado a un Festival de Cine en México, donde podrán mostrar la experiencia realizada con películas uruguayas en las que fueron beneficiados componentes de ambas comunidades.

0

Carolina Sosa, una de las protagonistas de esta historia, cuenta a LA REPÚBLICA este nuevo paso en su carrera, ya que el proyecto Okurelo se enmarcó en el proceso de estudio de la licenciatura en Comunicación en la Universidad de Montevideo. Para el proyecto final de carrera, Carolina Sosa junto a Evelyn Orlovitz realizaron una investigación sobre el nivel de acceso que tienen las personas ciegas y sordas a los medios de comunicación. Y el resultado terminó siendo una muestra de cine para ciegos y sordos, en la cual “adaptamos películas uruguayas para que una persona ciega o de baja visión y sorda o hipoacúsica puedan disfrutarlas”.

“Y eso se hizo de tres maneras- cuenta Sosa-, con audiodescripción (para el caso de los ciegos) que en los tiempos vacíos entre diálogo y diálogo se le agrega una voz que describe qué pasa en escena, los movimientos de cámara, de actores y todo lo que entre en ese espacio”.

En el caso de los sordos, las películas “tienen subtítulos especiales, se cambia el color según el personaje, o sea, si está fuera de escena se entiende quién está hablando, se agregan intenciones de voz, etc. y por último interpretación en lengua de señas, porque la mayoría de los sordos al menos en nuestro país no saben leer bien español porque su lengua materna es la lengua de señas”, dijo Carolina que es licenciada en comunicación con especialización en el área audiovisual.

Cinco películas adaptadas

Las cinco películas fueron presentadas en salas uruguayas durante diciembre pasado en una semana que movió a las comunidades ciega y sorda, por la novedad y por la expectativa de poder apreciar una nueva salida social, cultural, humana para ciegos y sordos.

“La experiencia fue riquísima, contamos con un buen número de personas, sordos, ciegos, pero también videntes y oyentes, que fueron a ver esta muestra, que fue la primera en tener cine accesible para ciegos y sordos. Sí se habían adaptado antes algunas películas para sordos, pero no para ambos (ciegos y sordos) o sea, en forma completa”.

Las películas adaptadas entonces fueron “3”, “El Ingeniero”, “La Demora”, “Norberto Apenas Tarde” y “Selkirk, el verdadero Robinson Crusoe”.

Pero fue tal el suceso que tuvo porque cabe destacar que Okurelo Cine ha sido uno de los ganadores de la 2da convocatoria del Fondo de Fomento Cinematográfico del Instituto del Cine y Audiovisual del Uruguay (ICAU) en la categoría “muestras locales”, lo que ha motivado esta presentación en suelo azteca.

Poco apoyo de las empresas

A juicio de esta joven directora, “para nosotros hacer esto significó un gran desarrollo personal, que no fue igual en lo económico porque a nosotros no nos pagaron para hacer esto y tuvimos que conseguir recursos de todos lados para poder pagarles a la gente que estuvieron trabajando”.

Las empresas comprometidas en la comercialización de productos para estas dos comunidades podían apoyar el emprendimiento, pero no fue así, muchos menos otras empresas.

“En realidad quizás uno podía pensar que por responsabilidad social podrían apoyar el emprendimiento pero a ellos no les sirve que un ciego o un sordo sea consumidor de sus productos. Pero incluso empresas que tienen que ver con los temas de estas comunidades tampoco apoyaron. Fue una decepción para nosotros aunque siendo realistas esperábamos un poco de respuesta pero no que fuera nula.

No encontramos apoyo en ninguna empresa, no hubo eco de nadie porque lamentablemente como era para ciegos y sordos a mucha gente no le importa y no lo consideran un público relevante. Por lo tanto esto que presentamos en México ojalá tenga repercusión, que se vea como una salida, la idea es marcar un camino a seguir en el futuro con respecto a actividades accesibles para estos dos públicos y promover la inclusión”.

El nombre

Es a raíz de la conjunción de dos palabras en esperanto: okuluj, que significa ojos, y orelo, que se traduce al español como oreja. Se seleccionó el esperanto porque es una lengua auxiliar, creada por Lázaro Zamenhof, con objetivo de ser una lengua unificadora de los distintos países.

Las palabras fueron elegidas porque el objetivo de Okurelo Cine es auxiliar a las personas que necesitan los okuluj y los orelos para entender mejor la realidad y, por qué no, la ficción.

El logo

“El logo del proyecto es la mezcla de una cabeza de águila y las alas de un murciélago. El águila es el animal con mejor vista de todos, puede llegar a ver su presa desde 3.200 metros de distancia, y el murciélago es uno de los animales con mejor oído, ya que capta a su presa a través de ondas de sonido porque tiene una muy baja visión”.

 

También podría gustarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.