Proyecto de Secundaria fue seleccionado por el Programa de Participación de la Unesco

En esta iniciativa se le otorga particular importancia al derecho al acceso de los bienes y servicios culturales y a la participación en la vida comunitaria.

0 348

El proyecto «El liceo con/boca al cine. El arte como dispositivo para el abordaje de los derechos humanos en Educación Secundaria» del Consejo de Educación Secundaria (CES) se desarrolla con el apoyo del Programa de Participación de la Unesco. Cabe destacar que es la primera vez que una iniciativa de la Administración Nacional de Educación Pública (ANEP) es elegida por este Programa, informaron a LA REPÚBLICA desde el CES.

El Proyecto está enmarcado en las acciones establecidas en el Plan Nacional de Educación en Derechos Humanos aprobado por el Sistema Nacional de Educación Pública (SNEP), en las políticas educativas de la ANEP para el período 2015-2019 así como en la Ley de Violencia hacia las mujeres basada en género.

Se propone utilizar el recurso cinematográfico como dispositivo para la sensibilización y promoción de los derechos humanos y la prevención de las diversas formas de violencia basadas en las inequidades de género y generacionales. En consonancia con este propósito, la convocatoria de los liceos al cine permitirá potenciar los vínculos de estos con sus comunidades desde una concepción de trabajo en red.

Desde esta perspectiva se le otorga particular importancia al derecho al acceso de los bienes y servicios culturales y a la participación en la vida comunitaria, considerados pilares en la formación de ciudadanos responsables y comprometidos.

En clave de derechos

En cuanto a este punto, la Lic. Daniela Pereira, coordinadora de la iniciativa, expresó que «el proyecto está realizado en clave de derechos, no solo desde las diversas acciones que desarrollará, sino también desde la gestión». Por su parte, la Lic. Beatriz Martínez, coordinadora también del proyecto, manifestó: «Vamos a trabajar desde una concepción de la comunidad o lo común. Además se abordarán los vínculos dentro del centro educativo y de este con la comunidad». El trabajo en red con diferentes actores de la sociedad es otro aspecto a destacar.

Partiendo de una «cartografía de la desigualdad» se visualiza la región norte de Uruguay -específicamente las zonas fronterizas- como aquellos espacios con índices más bajos de acceso y concurrencia al cine como actividad cultural en general y educativa en particular.

Considerando este dato, se seleccionaron los departamentos de Artigas, Rivera, Cerro Largo y Tacuarembó en los que se trabajará en todos los centros educativos de Educación Secundaria, con particular énfasis en aquellos emplazados en zonas rurales.

Desde el norte

Se seleccionaron los departamentos de Artigas, Rivera, Cerro Largo y Tacuarembó en los que se trabajará en todos los centros educativos de Educación Secundaria, con particular énfasis en aquellos emplazados en zonas rurales.

También podría gustarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.