/

Según informe de Uruguay XXI

Pleno crecimiento del sector forestal uruguayo

El instituto Uruguay XXI lanzó hace unas semanas un nuevo informe del sector forestal donde se ve el pleno crecimiento. Representa el tres por ciento del Producto Bruto Interno (PBI) y emplea a 17.000 personas de 1.700 empresas, que en su mayoría son pequeñas.

El departamento de Inteligencia Competitiva del instituto Uruguay XXI elaboró un nuevo informe del sector forestal uruguayo que concluye que el fuerte desarrollo silvícola de épocas anteriores se encuentra actualmente en turnos de cosecha, y habilitará un volumen muy importante de materia prima disponible.

En este sentido, el país está trabajando en la promoción y el desarrollo de la construcción en madera, lo que genera espacios para nuevas empresas que apunten a producir insumos para esta actividad. 

En la actualidad existen importantes oportunidades para la instalación de industrias que logren un mayor agregado de valor a la madera. La gran oferta de madera de pino, proveniente de plantaciones manejadas y certificadas, es un gran atractivo para la instalación de empresas de primera y segunda transformación mecánica. La disponibilidad anual de esta madera excede los tres millones de metros cúbicos y supera ampliamente la capacidad industrial del país.

De acuerdo con el nuevo informe, el sector forestal es uno de los más dinámicos en la economía nacional de este siglo. Luego de la Ley Forestal de 1987, las plantaciones forestales se multiplicaron y fundaron las bases para el desarrollo de otras industrias como los aserraderos y las plantas de celulosa. 

Actualmente, el sector representa alrededor del tres por ciento del Producto Bruto Interno (PBI) nacional, con un franco crecimiento desde hace años, y las exportaciones del complejo forestal, que incluye a la madera, celulosa y el papel representan cerca de una quinta parte del total de las exportaciones de bienes del país. 

El sector emplea directamente cerca de 17.000 personas y está conformado por 1.700 empresas vinculadas directamente al rubro. Las empresas nacionales son, en gran medida, de escala pequeña y parte de ellas se cuenta entre los 77 aserraderos relevados en el país.

En 2007 se instaló la empresa de capitales finlandeses UPM y en 2009 lo hizo Montes del Plata, de capitales chilenos y suecofinlandeses. En tanto Lumin, de capitales estadounidenses y brasileños, ya tiene una larga tradición en el país. 

Asimismo, importantes fondos de inversión del sector forestal como GFP, BTG, The Rohatyn Group, Liberty Mutual y Stafford operan en Uruguay. Además, el país cuenta con un amplio ecosistema vinculado al sector, desde asociaciones privadas que nuclean a productores silvícolas e industriales, hasta la academia, técnicos, trabajadores e instituciones de investigación e innovación que trabajan articuladamente y en procura del desarrollo productivo y el agregado de valor sectorial.

MÁS DATOS:
Uno de los últimos movimientos en este sector fue cuando la empresa Arboreal firmó un acuerdo para hacerse de la compañía Frutifor de Tacuarembó. Con eso, múltiples empresas extranjeras eligieron a Uruguay para instalarse y desarrollar sus actividades, lo que también impulsó significativamente el sector por las demandas asociadas a sus escalas, y los requisitos profesionales y técnicos que trajo aparejados.

1 Comentario

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Últimos artículos de Empresas

Abrir chat