Resolvió en el primer tiempo un partido que terminó ganando 4-0 con goles de Viatri, Lema y CanobbioPeñarol demolió a San José en el CDS y trepó al segundo puesto de su grupo

1 310

Peñarol inició su defensa del Campeón del Siglo, indispensable para meterse en la siguiente ronda de la Copa Libertadores, dándole una paliza a San José de Bolivia.

El equipo de Diego López ganó 4-0 un partido que resolvió en la primera parte, en la que ya había conseguido una diferencia de tres goles. Los autores de los tantos fueron Lucas Viatri (hizo dos y dio una asistencia, transformándose así en la figura del encuentro), Cristian Lema y Agustín Canobbio.

Los aurinegros fueron totalmente superiores a un San José que no inquietó en ningún momento al debutante copero Thiago Cardozo, e indiscutiblemente jugaron mejor en el primer tiempo que en el segundo (en lo que pesaron los cambios realizados por el DT).

Gracias a este contundente triunfo, Peñarol trepó al segundo puesto de la tabla del Grupo D (superó a Liga, que perdió 3-1 en Rio de Janeiro ante Flamengo, por diferencia de goles). Su próximo duelo de Libertadores será el miércoles 3 de abril, ante el “Fla” en Brasil.

Se lo llevó por delante

Sabiéndose superior a su rival, Peñarol salió a la cancha dispuesto a demostrarlo. Y vaya si lo hizo: iban apenas 2’ cuando se puso 1-0, gracias a una buena jugada colectiva que incluyó un centro de “Gio” González y terminó con una gran volea de Lucas Viatri a la red.

Imposible concebir un mejor inicio de partido para el equipo del “Memo” López, que tenía claro que marcar muchos goles era fundamental, sobre todo pensando en un eventual empate en puntos en la lucha por clasificar a la siguiente ronda de la Copa.

No hubo un solo pasaje del primer tiempo en que Peñarol no fuera total dueño del partido. Dominó el mediocampo, controló la pelota e impuso el ritmo que más le convenía.

Además, no pasó ni un momento de preocupación defensiva, pues San José cruzó la mitad de la cancha una vez por siglo. De modo que Thiago Cardozo no pudo haber tenido una noche más tranquila en su debut copero, que se produjo por la lesión de Kevin Dawson.

En lo que a actuaciones individuales se refiere, dentro de un colectivo que sostuvo el dominio ininterrumpido, puede destacarse el trabajo de Lucas Viatri quien, además de abrir el tanteador, manejó los hilos de la ofensiva.

De hecho, el argentino participó también en el tercer gol: le metió un excelente pase a Agustín Canobbio, quien se internó en el área, se perfiló para su pierna hábil y sacó un remate que se desvió levemente para sellar el 3-0 a los 37’.

Un ratito antes, Cristian Lema había marcado su primer gol con la camiseta aurinegra. Como no podía ser de otra forma, utilizó su estatura para ganar por las alturas y, de cabeza, anotar el segundo gol de Peñarol en la noche.

Los dueños de casa tuvieron algunas chances más, como un remate de Viatri que se fue por encima del travesaño, idéntico destino que tuvo un tiro libre de Lema. Dichas ocasiones no hicieron más que confirmar que los primeros 45’ estuvieron completamente teñidos de aurinegro.

Bajó un cambio

No, no fue un deja vú. La introducción del segundo tiempo fue un calco del anterior: la única diferencia es que la jugada se gestó por izquierda, con Brian Rodríguez asistiendo a Viatri, quien definió con sutileza desde afuera del área para sellar el 4-0.

El partido, huelga decirlo, ya estaba resuelto. Esto hizo que Diego López decidiera realizar algunas rotaciones, para darle descanso a jugadores importantes como Viatri, el “Cebolla” y el “Toro” Fernández. Fueron reemplazados por Luis Acevedo, Marcel Novick y Gastón Rodríguez.

Los cambios atenuaron algo el caudal ofensivo de Peñarol, que sin embargo jamás cedió el dominio y siguió teniendo algunos puntos altos, como el juvenil Brian Rodríguez.

El “pibe”, a quien el “Memo” le dio la titularidad que él se encargó de sostener con buenos rendimientos, volvió a ofrecer otra buena actuación. Habilidoso, movedizo y haciendo un par de caños que despertaron aplausos, Rodríguez fue un dolor de cabeza para los marcadores de San José.

En cuanto a las opciones de gol en la segunda mitad, ninguna fue más clara que la que nació a los 74’, cuando Mena le cometió penal a Canobbio. Sin embargo, Carlos Lampe adivinó la intención de Gastón Rodríguez y, además, le tapó el rebote al “Vikingo” Novick.

El único reproche posible para Peñarol fue que podría haber anotado algún otro gol, que podría haber sido importante para su futuro en la Copa Libertadores.

Pero eso poco les importó poco a los hinchas aurinegros, que abandonar el Campeón del Siglo con una sonrisa de oreja a oreja, tras presenciar la paliza con la que Peñarol obtuvo su primera victoria internacional del año.

También podría gustarte
1 comentario
  1. alfredo alsamendi dice
    Es evidente que este equipo boliviano se debe haber clasificado a la Libertadores en condiciones muy distinas a las actuales. Dio la sensación de ser un equipo amateur a años luz del nivel de una copa internacional. A Peñarol, obvio, eso no le importa. Sí, que este equipo no es medida para futuros rivales.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.