Nicaragua. El mandatario asegura que la extrema derecha genera la violenciaOrtega. «Oposición obtiene dinero de EEUU para conspirar contra el gobierno»

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, ofreció un mensaje al pueblo tras reunirse con autoridades de Gobierno por los hechos de violencia promovidos por grupos de extrema derecha en los últimos días. Las protestas, en las que ha habido enfrentamientos entre manifestantes y policías, comenzaron el 18 de abril a raíz de los cambios en e lInstituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS), que incluyen un aumento en las cotizaciones y una deducción del 5% a las pensiones. Ortega enfatizó que “el objetivo de los que dirigen estos planes criminales, es destruir la imagen de Nicaragua y sembrar el odio”. A lo que agregó que «el odio lo tienen los dirigentes, no los muchachos», haciendo referencia a los jóvenes que participaron en las protestas por la reforma del sistema de pensiones en Nicaragua. «La oposición se está convirtiendo en un factor de desestabilización» denunció el presidente. A su vez, afirmó que pequeños grupos de la oposición son financiados por Estados Unidos (EEUU) para conspirar contra su Gobierno. «Esos recursos van para la conspiración, convirtiendo su práctica política en una práctica destructiva», aseveró. El mandatario enfatizó que estos grupos «están criminalizando las protestas y poniendo en riesgo la vida de los mismos muchachos que fueron a participar». En alusión el problema del Seguro Social, el mandatario justificó la reforma al INSS y dice que es “un problema heredado”. Ortega dijo que “estas situaciones, afectan por igual en cuanto a crear temor pánico a todos los ciudadano” y mencionó que “el objetivo de los que dirigen estos planes criminales, es destruir la imagen de Nicaragua”. El presidented e Nicaragua mencionó que los manifestantes son manipulados por un partido político através de las redes sociales y afirmó que los manifestantes son “delincuentes”, según reportes de la Policía Nacional. El mandatario afirmó que cuando el FSLN volvió al poder lograron la reconciliación que no se alcanzó en el pasado. Ortega resaltó el papel que jugaron los líderes religiosos para lograr el acuerdo de paz entre los sandinistas y el gobierno de la señora presidenta Chamorro de Barrios. También mostró al FSLN como el partido que durante el gobierno de Arnoldo Alemán y Enrique Bolaños, buscó la estabilidad através de pactos y acuerdos. De acuerdo con la Cruz Roja, al menos seis personas han fallecido en las manifestaciones. A su vez, según la vicepresidenta nicaragüense, Rosario Murillo, las protestas han dejado «casi 10 muertos». De acuerdo con la Cruz Roja, al menos seis personas han fallecido en las manifestaciones. A su vez, según la vicepresidenta nicaragüense, Rosario Murillo, las protestas han dejado «casi 10 muertos». «Estos son crímenes de odio (…), dolor en las familias nicaragüenses como resultado del odio y de, digámoslo con todas sus letras, la perversidad, alentar, estimular, provocar, alterar la tranquilidad (…) provocar la violencia es un pecado», señaló Murillo en declaraciones publicadas por el portal de noticias El 19. Militares del Ejército de Nicaragua se desplegaron en las afueras de la Alcaldía de Managua para proteger esas instalaciones, según reportaron medios oficiales. Las manifestaciones contra las reformas se intensificaron el viernes por tercer día consecutivo con marchas, barricadas, choques con la policía y ataques a instalaciones del gobierno en Managua y otras ciudades del país. Las autoridades contabilizaban al menos 29 oficiales y civiles heridos, mientras que la oposición reportaba más de 60 lesionados. El gobierno denunció “que vándalos atacaron con bombas molotov” e incendiaron la entrada principal de la oficialista Radio Ya, en la capital. Además acusó a los manifestantes de causar daños en el Ministerio de la Juventud, así como en una alcaldía y un centro universitario -prendido en fuego- en otras dos ciudades. Reanudar diálogo Las autoridades de Nicaragua anunciaron su disposición de reanudar el diálogo con el sector privado para abordar, en particular, las reformas al Seguro Social. La vicepresidenta nicaragüense, Rosario Murillo, dijo que «al escuchar el llamado del Cosep (Consejo Superior de la Empresa Privada) estamos confirmando nuestra disposición de retomar ese diálogo abierto y franco que nos ha caracterizado y que ha dado tantos buenos resultados». Murillo añadió que la reforma en cuestión es «solo una resolución de la directiva del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS) que se puede seguir trabajando».

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat