La Tabaré festeja 35 años de vida y que siga siendo rock and roll

«Estoy molesto con esta nueva modernización del medio artístico, y no tiene que ver con lo monetario únicamente, pero considero que hay una gran pérdida artística», afirmó Rivero.

La Tabaré cumple 35 años y los celebrará durante todo el año con el espectáculo #LaTabaré35Años, que será llevado a una gran gira que incluirá el interior, varios puntos de Argentina y una presentación en el Auditorio Nacional del Sodre.

«Pasaron 35 años desde que Riki Musso y Javier Silvera, me dieran ‘manija’ para que me animara a cantar mis canciones en público. 35 años que parecían eternos y ahora, al mirar atrás, me da la sensación de que fue hace muy poquito: todavía recuerdo cada instante, cada emoción, cada éxito y fracaso, cada entusiasmo y cada piedra -que fueron miles- haciéndonos tropezar en el camino», dice Tabaré Rivero, fundador, alma mater, cantante, compositor, actor, dibujante y docente, de una banda que fue desde el origen, un bicho raro en la escena local.

Diferente a las otras propuestas, el grupo se caracterizó por hacer un cruce de música y teatralidad en varios aspectos: el concepto, la puesta en escena e incluso la declamación. Esa ha sido una premisa incambiable para una banda que se ha transformado sin cesar.

Desde los ochenta hasta ahora, La Tabaré no ha parado de tocar: ha recorrido del Teatro Circular al Teatro de Verano y buena parte del interior.

Y tampoco ha parado de editar discos: el primero fue Sigue siendo rocanrol (1987) y el último, Blues de los esclavos de ahora (2017), al que se le agrega el EP en vivo lanzado en 2019, El comfort de los esclavos, nombre de su último espectáculo multidisciplinario.

Su obra se completa con una cantidad de shows conceptuales siempre innovadores y sorprendentes, que trascienden lo meramente musical; con una serie de óperas rock u operetas; y con documentales, especiales de televisión y libros de autoría del propio Rivero. Todo eso conforma el corpus de un grupo que ha acompañado con música y poesía, contestataria, irónica y política, los conflictos de la sociedad moderna.

Eso ha sido La Tabaré: sorpresa, controversia, constancia, diversión, molestia, plataforma para la carrera de artistas que han pasado por sus filas, y sobre todo, ha sido y es rocanrol.

LA REPÚBLICA conversó con Tabaré Rivero que habló de todo con su impronta tan particular.

¿Qué pasó desde las raíces desteñidas hasta Galopé?

Y creo que pasó de todo, desde cambios en lo social y político, hasta cambios en los instrumentistas de la banda y me pasaron un montón de años, y capaz que unos treinta años.

¿Sentís que se llenó de callos el rock, que se aburguesó?

Sí, siento que sí. Sobre todo desde el año 2000, sin darme cuenta que había una movida de rock que estaba surgiendo en esa época. Veía que el país estaba destrozado y que las bandas que había hablaban de tonterías. No era lo mismo que el rock de los 80, éramos peores músicos pero teníamos mucha rabia y muchas cosas que decir.

A fines de los 90 con la llegada de MTV y todo eso, entre a ver que te mostraban rockeros internacionales y el rock entró en las casas y me di cuenta que esos rockeros no tenían nada que comunicar a la gente. Eran todos gurisitos que querían fama, sexo y algunas drogas sintéticas y pensaba: «¿el rock se ha convertido en esto?» y me quemé la cabeza y le dije a la banda que quería hacer música acústica y milongón. Con el correr del tiempo mantuve tanto esa idea que los músicos me echaron en cara que habíamos perdido un montón de plata en el único momento que hubo oportunidad de hacer dinero, cuando había megafestivales. En esos tiempos estaba empecinado en hacer música acústica en boliches chiquitos.

Después de mucho tiempo empecé a tocar con músicos rockeros más jóvenes 30 años menos que yo e hicimos una gira a España en donde en 3 lugares nos fue muy bien y en otros 3 muy mal porque nadie nos conocía. Pero eso me sirvió para darme cuenta que tenía ganas de volver al rock, a enchufar, al sonido distorsionado, en definitiva a las raíces.

¿Qué pasa con la música en tiempo de redes sociales?

No utilizo mucho las redes sociales. De hecho solo tengo Facebook, y prefiero estar por fuera del resto de las redes, pero son necesarias hoy por hoy. A nivel artístico creo que se perdió mucho cuando se acabó el disco vinilo, pero lo mismo decía mi abuelo cuando dejó de funcionar el tranvía, y bueno hay que adaptarse a los tiempos, pero el disco vinilo tenía información, arte de tapa, que era una forma también de acercar a los jóvenes a las artes plásticas. Todo eso se fue perdiendo primero con el cassette. Después se recuperó un poco con el CD.

Se recuperó información y se ganó en calidad de sonido, pero ya la gente mezclaba los temas, los bajaba, mezclaba en un mismo disco Enrique Iglesias con la Tabaré y Ricky Martín y la Polla Records y nadie sabe además quién está cantando. Ni les interesa además. Está aquello de la frase famosa de la integración, de la no discriminación, y se agarró para cualquier lado, menos para el que se debía agarrar.

¿Estás molesto?

Estoy molesto con esta nueva modernización del medio artístico, y no tiene que ver con lo monetario únicamente, porque no es que se haya hecho dinero con las regalías de los discos ni nada de eso, pero considero que hay una gran pérdida artística.

Además de que la gente que no consume redes sociales no está al tanto de lo que pasa, me paran por la calle y me preguntan si no tocamos más, porque antes estaban los afiches que te avisaban que tocaban tales o cuales bandas, ahora si no tienes redes sociales y no estás vinculado a tal cual grupo no te enteras.

Pero lo que más me preocupa es la parte artística, y la importancia de escuchar un disco entero, uno cuando hace un disco, no dice compongo todo éxitos, y mañana saco un tema.

En tono irónico Tabaré se pregunta: ¿cómo saco un tema, saco un disco, y si ese tema no te gusta, no escuchás el disco?

Y un disco tiene un montón de canciones que no vas a poder tocarlas en vivo, porque la energía es otra, por el lugar donde va a ser tocada, etc., un disco implica un montón de cuidados, de imágenes, de sonidos, de silencios, y ahora no, todo se transforma en máquinas de componer éxitos, tienes que sacar 2 o 3 ‘hitazos’ y eso es lo peor que le puede pasar al mundo artístico.

¿Sentís esa presión desde las discográficas?

No siento esa presión hoy por hoy, pero sé que el sello es lo que puede llegar a exigirme en algún momento. Si bien tengo amistad con el director de Bizarro records, que en un momento fue manager de la banda y tengo una relación muy cordial con él, no me lo va a exigir, ya que sabe por dónde voy. Pero es algo que puede llegar a pasar, como pasa con otras bandas como El Cuarteto de Nos. Es que también el público te lo exige por más rockero que sea, a tal punto que ya nos están pidiendo un tema nuevo.

La Tabaré se dispone a festejar sus 35 años haciendo música y dichos festejos comienzan ahora en febrero, más precisamente el sábado 15 de febrero a las 20 horas en Plaza Mateo y con artistas invitados.

Próximos shows de La Tabaré 35 Años

15/02 – PLAZA MATEO (MONTEVIDEO, UY)
07/03 – FIESTA DEL RÍO (SANTIAGO VÁZQUEZ, UY)
28/03 – LA TRASTIENDA (BUENOS AIRES, ARG)
18/04 – BLAST (MONTEVIDEO, UY)
16/05 – CENTRO CULTURAL (PANDO, CANELONES, UY)
22/09 – AUDITORIO NACIONAL DEL SODRE (MONTEVIDEO, UY)

La Tabaré hoy

Tabaré Rivero (voz)
Pamela Cattani (voz)
Leo Lacava (guitarra)
Martín García (bajo)
Marcelo Lacava (batería)
Sebastián Gagliardi (teclados)
Enzo Spadoni (trombón)

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat