Ampliación de derechosInclusión Financiera abarató el acceso al crédito a los sectores más vulnerables

1 63

Los sectores más humildes cuentan con la posibilidad de abrir una cuenta bancaria y utilizar los servicios del sistema financiero, gracias al programa de Inclusión Financiera. Esto significa, entre otros beneficios, que acceden a préstamos con intereses más bajos a los ofrecidos fuera del sistema, por lo tanto la medida no es una cuestión tecnológica, sino de ampliación de derechos, reflexionó el subsecretario Pablo Ferreri.

El subsecretario de Economía y Finanzas respondió las consultas del público que se congregó en el desayuno de trabajo organizado ayer por la revista Somos Uruguay. Sobre el programa de Inclusión Financiera, subrayó que los sectores más vulnerables “hoy pueden acceder a, por ejemplo, créditos del sistema bancario, que son sensiblemente más baratos que los obtenidos por fuera del sistema bancario”.

“Esto no se trata solo de tecnología, sino de derechos; tiene que ver con una visión amplia del desarrollo”, concluyó. Con la implementación del programa, en cuatro años se creó 1 millón de cuentas bancarias e instrumentos de dinero electrónico, dato que se explica por la cantidad de aperturas que realizaron los uruguayos provenientes de esos sectores vulnerables, añadió.

Ferreri dijo que los cambios tecnológicos en las finanzas apuntan a la instalación de nuevas formas de pago en sustitución de los billetes. El Gobierno optó por liderar esa transición para que las modificaciones no se realicen de forma desordenada, con resultados que profundicen la desigualdad. De esta forma, Uruguay pasó de ser el país más atrasado en el uso de medios de pago electrónico a constituirse en líder regional, en seis años, expresó Ferreri.

Por otra parte, recordó que los costos de los aranceles por el uso de la tecnología para el pago corresponden a un cronograma que establece su rebaja, tras acuerdos entre el sector público y el privado. También destacó que el medio es accesible para grandes empresas y para las que manejan menores ingresos, lo que, enfatizó, erradica las ventajas competitivas. Además, sostuvo que el acuerdo reducirá los costos a las empresas a niveles más bajos que los ofrecidos en el mercado argentino, que, comparativamente, es 15 veces mayor.

Por último, mencionó el proyecto de ley enviado al Parlamento para facilitar a los jubilados la opción de cobro de sus haberes a través de un instrumento electrónico de dinero o en efectivo. Asimismo, indicó que los dispositivos permitirán a los trabajadores retirar todo su salario de una sola vez, así como exclusiones a la obligatoriedad de cobro mediante cajero para quienes residan en localidades con menos de 2.000 habitantes.

Emprendimientos, investigación y desarrollo, y producción audiovisual recibirán apoyo del Gobierno

En las próximas semanas se anunciarán incentivos para investigación y el sector audiovisual, así como apoyo a emprendedores y pequeñas empresas, adelantó el subsecretario de Economía y Finanzas, Pablo Ferreri, en el desayuno organizado por “Somos Uruguay”. Según resumió, el objetivo es la promoción de las inversiones, una de las principales acciones que impulsó el desarrollo y la equidad los últimos años.

La primera iniciativa que mencionó Ferreri en su exposición, ayer, fue el aumento de los puntos que otorga el capítulo de empleo en la evaluación que realiza la Comisión de Aplicación de la Ley de Inversiones (Comap) a los proyectos que recomienda. Agregó que los nuevos emprendimientos accederán a una mayor exoneración anual del impuesto a las rentas de las actividades económicas (IRAE) y que se incorpora un beneficio adicional, que se descuenta de este impuesto a las pequeñas empresas, del 20% de la inversión.

Añadió que la promoción al sector construcción desde 2016 estimula a efectuar grandes obras edilicias para oficinas o viviendas. La iniciativa incrementó la cantidad de proyectos que solicitaron este beneficio, de 291 en 2017 a 545 este año, un 87% más. En 2018 se presentaron 60 de gran dimensión en la faja costera de Maldonado, Canelones y Montevideo, por una inversión aproximada de 1.900 millones de dólares.

Ferreri también indicó que la Ley de Empleo subsidia el 25% del salario de quienes desempeñan nuevos puestos laborales y que las modificaciones a la Ley de Empleo Juvenil levantaron restricciones para la contratación de personas que ingresan por primera vez al mercado de trabajo.

Adelantó que en diciembre se presentarán instrumentos para impulsar la investigación y el desarrollo en la economía y la producción, iniciativas que se trabajaron en la órbita del Sistema de Transformación Productiva y Competitividad.

La ley de fomento de emprendimientos, que está en la órbita parlamentaria, instalará, una vez aprobada, las sociedades anónimas simplificadas. También regulará las plataformas de financiamiento colectivo y habilitará el marco legal para que el respaldo a proyectos innovadores sea deducible del IRAE. Otra normativa a estudio de los legisladores es la exoneración de tributos a las exportaciones menores a 2.000 dólares de micro y pequeñas empresas, en acuerdo con los despachantes de aduanas.

Por otra parte, mencionó que se anunciará un régimen promocional para el sector audiovisual que impulsará las producciones nacionales y facilitará la captación de inversiones extranjeras. Asimismo, recordó el Programa Proexport de Uruguay XXI, la facturación electrónica y el régimen simplificado del impuesto al patrimonio para pequeñas empresas.

El subsecretario remarcó que el país transita el período de crecimiento más largo de su historia, lo que a su juicio se explica, en parte, por el incremento de la inversión: entre 1985 y 2006 se ubicó en 15 puntos porcentuales del producto bruto interno (PBI), mientras que en la década 2007-2017 llegó a 20 puntos. Por otro lado, la inversión extranjera directa pasó del 1% a 5% del PBI en los últimos años.

Ferreri concluyó que “mantener altos niveles de inversión productiva, tanto de bienes como de servicios, se vuelve fundamental para potenciar el crecimiento en el mediano y largo plazo”, base para las políticas públicas de distribución social. Tras una disminución en la tasa de empleo, originar incentivos a la inversión productiva que genere trabajo es uno de los desafíos macroeconómicos más relevantes de la economía uruguaya, subrayó.

También podría gustarte
1 comentario
  1. CARMELO dice
    No lei el articulo porque de seguro esta maquillado ..pero cada vez que le mando plata a mi familia el P++&%$#@@to republica me ROBAAAAAAA 32 dolares por administracion o algo asi ..ladronesssss!! este fantansma que no sea inmoral y vea la guita que le roban al pueblo uruguayo los bancos capitalistas que tantos repudiaban

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.