editorialHagamos votos

Falta poco y el país camina con serenidad hacia las elecciones internas de los partidos políticos. Son comicios de los que no surgirá el próximo gobierno, lo que sí ocurrirá en octubre.

0

Pero estamos ante una instancia trascendente para una democracia representativa como la nuestra, basada en un sólido sistema de partidos políticos.

Estamos, entonces, ante un momento trascendente que decidirá quiénes serán los aspirantes a la conducción del país en los próximos cinco años.

Es verdad que no se llega a la hora de las urnas en un clima de fervor y de entusiasmo cívico, pero se llega con los precandidatos disputando el poder interno en cada colectividad política.

Lo más importante es que en las urnas la que decide es la ciudadanía y eso no es poca cosa en un mundo donde las democracias en muchos países no están florecientes.

Por esto es imprescindible que los uruguayos vayan a votar en las elecciones de este domingo, reafirmando que el poder de la política recae en cada individuo.

Si estos principios son válidos para todos los uruguayos y para todos los partidos políticos, lo son fundamentalmente para la izquierda, que no hace mucho su gente entregó su vida para que pasaran estas buenas cosas que permiten que la ciudadanía se exprese y elija.

Es que cada vez que hay una elección se está reafirmando la democracia, lo que implica confirmar que la voluntad de la gente es lo que determina el rumbo de los países, teniendo en su seno el palpitar de los pueblos.

A la vez hay que estar satisfechos porque la campaña electoral se ha realizado, por parte de todos los partidos, respetando al adversario. Y esto no es una simple anécdota, sino que hace a la cultura de un pueblo que sabe que en la democracia importa el que gana, pero también importa el que pierde.

Todas estas conquistas civilizatorias, si es que así podemos llamarlas, van a salir fortalecidas en la medida que en las urnas los uruguayos confirmen su identificación con la democracia y también con los cambios profundos que se están desarrollando desde 2005.

No solo votemos este domingo, sino que también hagamos votos para que el país salga fortalecido en su institucionalidad, asegurando un futuro de realizaciones y nuevas conquistas para elevar la calidad de vida de los que habitan esta tierra orientala.

 

También podría gustarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.