En Ceará, Brasil, los homicidios subieron a 170

El estado brasileño de Ceará registra hasta el momento 170 muertes violentas en seis días, en medio del motín de la policía militar en protesta por mejoras salariales.

0 100

Los homicidios se produjeron entre el pasado miércoles y la madrugada del martes, en plena época de Carnaval. La última cifra oficial fue suministrada por la Secretaría de Seguridad regional. El número de casos prácticamente quintuplica el promedio de seis por día registrado desde principios de año en ese estado, según Página 12. En ciudades del interior del estado de Ceará, como Paracarú, las celebraciones fueron suspendidas debido a la falta de seguridad, ya que la policía militar es la responsable de patrullar las calles.

La policía militar no ha llegado a ningún acuerdo con el Gobierno de Camilo Santana. Según información de las autoridades de Ceará, el pasado lunes se registraron 23 homicidios, los cuales incrementaron a 170 la cantidad de muertos desde el inicio del paro de la policía militar, informa Telesur. El gobernador del estado de Ceará, Camilo Santana, ha señalado que los funcionarios sospechosos de estar involucrados en las protestas han sido removidos de su cargo.

«La amnistía está fuera de discusión para los oficiales identificados como participantes en el motín: 167 oficiales de la policía militar sospechosos de ser parte del movimiento han sido destituidos de sus cargos y deberán devolver las armas, las esposas e insignias», señaló Santana con respecto a la situación de violencia que se registra en Ceará.

Con motivo al incremento de muertos y las tensiones por las protestas de los funcionarios policiales, el miércoles, se conformó una comisión para atender la situación, la cual está integrada por representantes de los poderes Judicial, Legislativo y Ejecutivo. La comisión tiene como primer objetivo, establecer vías de comunicación con los policías manifestantes para encontrar una solución en conjunto.

Los policías militares dependen de la autoridad de cada estado y tienen prohibido por ley hacer huelga. A partir del miércoles pasado un grupo de agentes ocupó cuarteles, atacó varias patrullas y se declaró en huelga, tras dos meses de fallidas negociaciones por aumentos salariales.

En el segundo día de conflicto, el senador laborista Cid Gomes, hermano del excandidato presidencial Ciro Gomes, fue alcanzado por dos disparos en el pecho cuando intentaba entrar en un cuartel de policías amotinados con una retroexcavadora en la ciudad de Sobral, a 230 kilómetros de la capital regional, Fortaleza.

El 20 de febrero el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, autorizó el envió de 2.500 militares para patrullar las calles de todo el estado de Ceará.

También podría gustarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.