#OpiniónEl mundo en guerra

1 152

Hay quienes dicen que el mundo desde hace 500 años jamás tuvo un solo día de paz. Que nadie allá sido muerto por defender su territorio de una invasión para quedarse con sus riquezas, sean energías, minerales, agua, tierras raras, piedras preciosas o lo que sea. La creación de nuevos países, estuvo a la orden del día, por aquello de divide y tu “enemigo” será más débil.

Porque la guerra es eso, aterrorizar al enemigo, pero también a “sus amigos” para que vean cuán lejos puedo llegar. En la primera y segunda guerra mundial, los muertos civiles triplicaron las bajas militares. EEUU tiró dos bombas atómicas -Hiroshima y Nagasaki- casi por “deporte”, o por aquello de miren lo que puedo hacer con las armas que tengo.

Ninguna de las dos ciudades eran centros militares, y sin embargo mataron 450.000 civiles. La guerra de los 10.000 días, como se conoce la de Vietnam, los soldados llegan al millón, tal vez algo más, unos 57.000 americanos. Pero los civiles muertos superaron los 10 millones, en su inmensa mayoría también mujeres y niños.

Los motivos del comienzo de una guerra casi nunca son claros, siempre están en una nebulosa, pues siempre hay nuevas armas que probar. Cayó la URSS y el campo socialista de Europa, entonces había terminado la guerra fría.

Los integrantes del complejo bélico, de EEUU, que está compuesto y es sustentado por el Pentágono, CIA, del presidente de turno y sus ministros, los halcones de la Cámara de Representante y Senadores, junto a los dueños de la industria bélica, ya se veían venir tiempos de paz y eso era lo que había que destruir, la paz venidera. Para países como EEUU, la guerra es sinónimo de comercio de armas, ellos tienen la mayor fabricación de armas del mundo. Los Republicanos lo amparan abiertamente, los Demócratas de forma más engañosa.

EEUU siempre comenzó o se involucró en una guerra mediante engaño a su propio pueblo, su formidable aparato de espionaje e infiltración, le dieron mucha ventaja, eso sumado a que el presupuesto militar alcanza a cifras astronómicas desde siempre. Aparentemente sin contar con los gastos ocultos hoy presupuesto militar de Trump alcanza los 700.000 millones de dólares por año es decir casi un 20%. La enseñanza apenas llega al 3%.

EEUU es un país que desde su origen, jamás tuvo un día de paz, siempre creó guerras para su conveniencia y su expansión territorial. Primero por el oro, la plata y la madera, después vendrán el petróleo y el uranio. Primero América, luego Asia y África, junto a ello el gran capital europeo.

EEUU crea e inventa provocaciones en todo el mundo, aunque para ello no llegue a la guerra abierta, pues ya lo decía Sun Tzu, en el Arte de la Guerra: “El supremo arte de la guerra es someter al enemigo sin luchar”. Desde la independencia hasta 1880, es decir, cuando somete casi en la línea del exterminio a los indígenas, la guerra será en su territorio, después jamás tuvo una guerra en su país.

Siempre la trasladó lejos. Hoy día en forma “legal” o visible, EEUU no participa en ninguna en África, sin embargo tienen cerca de 100 misiones estacionadas, en 20 países diferentes, con un total de unos 7.500 soldados y unos 1.000 “mercenarios” de diferentes empresas de seguridad. También podemos decir que la presencia “militar”, está en 53 de los 54 países que componen África. Eso se da porque en muchos países han desembarcado, aun con la oposición del gobierno local. En otros están asignados a los agregados militares y son tantos que pueden llegar a centenares.

En ocasiones las autorizaciones de los gobiernos es temporal, ellos se van pero con la salvedad de que volverán cuando lo consideren necesario. Hoy EEUU está montando como estrategia la creación de cientos de bases militares, en Asia, África, Europa y América. En las cercanías de Agadez, centro de Níger, creó la mayor base de Drones MQ9, que son los de espionaje y ataque con bombas y misiles dirigidos para ataques selectivos.

En esta base pueden llegar a más de 800 “soldados”, la otra mayor con unos 4.000 soldados se encuentra en el cuerno de África, en Yibuti. En ambas bases se capacitan “soldados” en tiempo real, en comandos de control de la comunicación, reconocimientos en logísticas, servicios de inteligencia de todo tipo, armamentos convencionales y sofisticados.

Estos planes no son de hoy hace años que se vienen instrumentando. A fines del siglo pasado la guerra de los Balcanes, primer ensayo luego de la guerra fría. Luego del 11 de setiembre de 2001, alguien derrumbara las Torres Gemelas, y atacara el Pentágono.

¿Quién? ¿Bin Laden o la CIA? Aun no está claro quién fue el autor de este hecho. Bin Laden en una carta escrita, antes de su muerte, a finales de 2001 en las montañas de Afganistán y recientemente desclasificada en EEUU decía “que los Talibanes nada tenían que ver en el tema”. Según EEUU, el mismo fue capturado y muerto por un comando el 2 de mayo de 2011.

Su cadáver nunca se vio y el comando actuante murió en un accidente del helicóptero que los trasladaba meses después. Cuando el 20 de agosto de 2017, asume el mando de las tropas de EEUU estacionadas en África, el Gral. Roger Cloutier dijo: “Debemos comenzar a trabajar rápido y sin descanso, ya mismo”.

Esa frase no era solo para África, pues de inmediato se comenzó a redoblar envíos de tropas a Siria, Colombia, Argentina y Perú. Los tambores de guerra se oyen cada vez más fuertes y con más intensidad. Todo por la codicia de poseer más petróleo, coltan y agua.

También podría gustarte
1 comentario
  1. Luis Alberto Martinez Alvarez dice
    La declaración de Tramp sobre las drogas es para la galeri. Se cuida de no tocar lo fundamental, el narcotráfico, que le da unos 32 billones de dólares a su estado. Donde sus grandes empresas lavan este dinero sucio. Es payasesco, pues esas víctimas de la drogadicción tienen una causa el narcotráfico organizado con sede en los EEUU. El mismo goza de la misma protección que sus grandes trasnacionales, que las defiende con 468 bases militares en todo el mundo y unos trescientos mil efectivos. Alrededor de China solo hay unos cien mil. No da para mucho una declaración nomás, como para sentirse apoyado, una mera maniobra político electoral. El tema le importa poco y nada.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.