#OPINIÓNEl feroz ataque contra Astori y Mujica en un editorial

No es por potenciar ese editorial de ataque a Astori y Mujica de ese medio de comunicación preocupado por las elecciones. La fórmula presidencial del Frente Amplio desvela a más de uno en el país. No solo a los posibles candidatos, también (y sobre todo) a la oposición, que arma y desarma estrategias buscando a adivinar quién puede ser el elegido del partido gobernante. Ayer ese  medio se metió directamente en el juego y destrozó sin piedad, las aspiraciones de Danilo Astori de llegar a la Presidencia. En su principal editorial del día, el periódico brindó a sus lectores su opinión sobre la intención del ministro de Economía de ser candidato y lo comparó con pretender “sacar un pasaje en el Titanic”. ¿Qué inspira a ese geronte a realizar tan dura crítica contra el hombre que condujo la Economía uruguaya en dos períodos de gobierno? ¿Cómo puede interpretarse el estilo sarcástico y burlón con que se refirió al mensaje de “renovación” que eligió Astori para hablar de una eventual candidatura? ¿Puede considerarse acaso un análisis periodístico semejante ataque personal contra una de las figuras centrales del Frente Amplio? ¿O se trata más bien de una zancadilla política para generar opinión pública adversa a una estrategia electoral que le preocupa? Para ese editorial infantil, Astori cae en la “ingenuidad adolescente” de creer que Mujica acompañará su candidatura y mete deliberadamente al expresidente en la bolsa, para denostar su imagen y hacerlo responsable de maquiavélicas intenciones. Solo quien tiene fuertes intereses en juego y teme ver, una vez más, dilapidados todos sus esfuerzos para sacar al Frente Amplio del gobierno, tiene la audacia de jugar tan fuerte contra dos figuras políticas que fueron protagonistas centrales de los últimos 13 años de crecimiento ininterrumpido del Uruguay. Sorprende ver que un medio de comunicación destine su principal artículo a atacar sin tapujos, casi con bronca, las legítimas expectativas electorales de un destacado dirigente político. Y lo haga además, mancillando el nombre de otro valioso referente que, legítimamente y con el voto mayoritario de la sociedad, llegó a la Presidencia de la República. Este editorial es solo un ejemplo de lo que se viene. Cualquiera sea finalmente la fórmula frenteamplista, no cabe duda que encontrará poderosas piedras en el camino, que apelarán a lo que tengan a su alcance para evitar un nuevo triunfo de la izquierda. Lo que no saben, es que lejos de amedrentar a la dirigencia, esto potencia la capacidad de militancia para llegar a la gente con un discurso claro y honesto, que ponga en evidencia más que nunca, los valiosos logros obtenidos en estos tres gobiernos progresistas «Si nos pegan, ponen orden, si nos matan, fue la crisis, si nos desaparecen, fue una guerra, si luchamos, somos terroristas, pero si callamos, somos suyos”, Mandela. Salú.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat