El CAF y América Latina trabajan unidas

Para la recuperación económica y social

El Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), junto con los ministerios de Economía y Finanzas y los presidentes de Bancos Centrales, está en pleno trabajo para la recuperación de la economía por la pandemia del Coronavirus / COVID-19. Ya se recaudado 4.921 millones de dólares.

El Directorio de CAF, el Banco de Desarrollo de América Latina, que está integrado por los ministros de Economía y Finanzas, presidentes de Bancos Centrales y altas autoridades económicas de los países accionistas, resaltó el financiamiento rápido y oportuno suministrado hasta el momento para enfrentar los efectos de la pandemia del Coronavirus / COVID-19.

Entre todos esos países, ya suma un monto de 4.921 millones de dólares en 53 operaciones, y exploró alternativas para seguir dando su apoyo a las políticas anti cíclicas en la región.

La pandemia por este virus ha afectado la salud de más de 2 millones de latinoamericanos, amenaza la sostenibilidad de las ganancias sociales de las últimas décadas y representará la mayor recesión económica desde la Segunda Guerra Mundial.

Desde los primeros casos en la región, el CAF ha ofrecido un apoyo integral con recursos no reembolsables y líneas de créditos para fortalecer la atención sanitaria y las políticas anti cíclicas, además de herramientas para el monitoreo en tiempo real con generación de conocimiento y capacitación.

En su primer encuentro virtual en 50 años, el Directorio de la institución demostró una vez más el compromiso por la integración regional y la reactivación económica con la aprobación de operaciones por 570 millones de dólares en Argentina, Barbados y Brasil.

Luis Carranza Ugarte, presidente del CAF manifestó que «el compromiso de los países miembros nos ha permitido dar una respuesta rápida y oportuna para atender las necesidades de la población. Ante la magnitud de la crisis social y económica que atravesamos se requieren nuevas fuentes de recursos, por eso estamos trabajando en la formación de un fondo para financiar infraestructura de integración e infraestructura digital en la región.

Esta se constituiría con el apoyo de los países desarrollados que ofrecerían garantías para la emisión de bonos, lo cual nos permitiría a los países latinoamericanos tener una fuente de financiamiento al mismo costo al cual acceden ellos a muy largo plazo y abordar el reto de la infraestructura de una manera definitiva».

Con financiamiento a Mipymes a través de micro financieras, bancos de desarrollo locales y bancos comerciales, este banco canaliza su ayuda al sector privado para estimular la recuperación del sector privado y proteger el empleo en América Latina.

Como complemento a la acción financiera, se desarrollan actividades de apoyo no financiero con proyectos y programas de internacionalización, innovación empresarial e integración a cadenas productivas y clústeres.

Además, puso a disposición de los países mecanismos de monitoreo en tiempo real, capacitación virtual y generación de conocimiento como un apoyo integral a los gobiernos en el diseño e implementación de sus estrategias de recuperación económica y social.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat