Argentina: se congelarán por 180 días alquileres e hipotecas

El presidente Alberto Fernández anticipó que el Gobierno prepara un proyecto de ley para congelar por seis meses los alquileres, así como las cuotas de las hipotecas y las ejecuciones por falta de pago. Es en respuesta a las consecuencias económicas de la emergencia sanitaria.

2 309

El presidente, Alberto Fernández, anunció que enviará al Congreso un proyecto de ley para congelar el precio de los alquileres por 180 días y suspender los desalojos por falta de pago. Además, la iniciativa fijará las cuotas mensuales para los deudores de créditos hipotecarios UVA y prohibirá las ejecuciones. El proyecto lo trabaja la Secretaría Legal y Técnica, a cargo de Vilma Ibarra, e ingresará al Congreso a través de la Cámara de Diputados. Se trata de una nueva medida económica que lanza el Gobierno para contener la crisis económica a raíz de la cuarentena y el freno de la actividad que implica el coronavirus.

Tanto Estados Unidos como Francia y España dispusieron medidas especiales, como la suspensión de desalojos y el freno al pago del alquiler. A la batería de anuncios de la semana pasada se sumaron en estos días el ingreso de emergencia para los monotributistas y la prohibición del corte en los servicios públicos.

“Le pedí a Sergio Massa que se ponga a estudiar el tema”, aseguró Fernández en una entrevista televisiva en el canal Telefé. El diputado ya cuenta con un proyecto de ley de este tipo, pero este jueves se reunirá con Ibarra de la secretaría de Legal y Técnica para delinear un proyecto único. Establecido el documento, se lo enviarán a los presidentes de cada bloque y el viernes realizarán una reunión de labor parlamentaria por videoconferencia entre las autoridades de los bloques para ver cómo podrían sesionar la semana que viene.

“Se podría sesionar en forma digital, con aplicaciones como Zoom”, explicaron a este diario desde el entorno de Massa. Fuentes parlamentarias no descartan implementar un sistema mixto, con algunos legisladores en el recinto y otros conectados al debate de manera virtual. La medida deberá aprobarse por el Congreso porque así es como deben modificarse las cuestiones tributarias y penales. “Lo ideal es que tenga la fuerza de la ley”, agregaron las mismas fuentes.

Los anuncios del presidente implican que los inquilinos mantendrán el mismo valor del alquiler por los próximos seis meses, aún cuando tengan en ese plazo el ajuste semestral que establece el contrato. “El congelamiento es fundamental, porque una vez que termine el desastre sanitario los problemas en la economía doméstica van a seguir. En la Ciudad el 60 por ciento de las personas gana menos de 30 mil pesos, y el alquiler de un departamento dos ambientes es de 15 mil pesos en promedio”, aseguró a Página/12 Fernando Muñoz, de la Defensoría del Inquilino. “La incidencia de los ingresos en el alquiler puede llegar al 50 por ciento por cómo se depreció el salario en estos años”, agregó. En la Ciudad, el 53,2 por ciento de los hogares es inquilino y sólo un 19,3 por ciento es propietario de vivienda y terreno, según un informe realizado a fines de 2019 por la ex Secretaría de Vivienda de la Nación y la consultora Hábitat para la Humanidad.

También podría gustarte
2 Comentarios
  1. JUBILADO dice
    Cuando todos los países del mundo, están dictando medidas económicas para facilitar. aliviar la situación de los trabajadores y proteger a los ciudadanos, en nuestro país estos blancos pillos y mentirosos, en contra de lo que prometieron y ademas nos atomizaron 15 años, que no era necesarios aumentar las tarifas y que el país no aguantaba mas impuestos, pero como lo hizo el Cuquit cuando fue presidente, nos dieron un mazazo con terrible tarifazo, un impuestaso que afecta principalmente a los jubilados y tremenda devaluacion, son unos delincuente anti pueblo
  2. alfredo alsamendi dice
    Sin entrar en comentarios que pueden tomarse como injuriosos, las medidas, en el plano económico son paños tibios. Una gran parte de la población queda colgada del pincel. Los obreros que trabajan en las zafras, cuidacoches, gente que trabaja por la cuenta, los que viven de changas, gente vinculada al deporte, al entorno artístico, sin ingresos fijos, nohan recibido aoyo alguno del gobierno. Al igual queen la crisis de 2002, se piensa que el que pasa hambre es porque se lo buscó o porque tiene mala suerte, y que ahora, no alcanza para todos, qué le vamo’ a hacer. El tarifazo es inamovible, los préstamos hay que pagarlos sí o sí, los propios comerciantes ven que se comienza a quebrar la cadena de pagos. Por ahora, desde arriba,saludos dede lejos y suerte en pila…

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.