Michelini. El coordinador dialogó con REPÚBLICA RadioAño 2005 marcó un antes y un después en DDHH

1

El coordinador del Grupo de Trabajo por Verdad y Justicia (GTVJ), Felipe Michelini, habló en República Radio, que se emite por lacatorce10, sobre el pasado reciente de Uruguay. “La lucha por  la verdad y la justicia es un combate permanente. Lo primero que hay que tener presente es que en nuestro país, hay cosas que nunca debieron suceder porque el Estado no debió haber actuado en forma ilícita e ilegitima entre 1968 y 1973. En esos años hubo torturas sistemáticas, crímenes de lesa humanidad y entre 1973 y 1985 se instauró un régimen de terrorismo: no hubo ningún tipo de garantías para los habitantes del país y sucedieron desapariciones forzadas, torturas y asesinatos”.

Según sus palabras, a partir del 85, cuando se instaura nuevamente la democracia, no se luchó por llegar a la verdad. “Si bien era un  momento en que aparentemente se podían esclarecer estos crímenes y someter a los torturadores a la justicia, tal como se había acordado en la Comisión Nacional Programática, lo cierto es que pasaron 20 años donde la política de impunidad y de ocultamiento fue la regla. En estos años se obstaculizó cualquier intento o iniciativa para el esclarecimiento de los hechos. Pero lo importante es que hubo mucha resistencia, varias personas pensaron que no se podía vivir bajo la postura de la impunidad”.

En la misma sintonía, Michelini expresó que estas ideas de oposición fueron movilizadoras y convocaron a miles de ciudadanos. Además, manifestó que el año 2005, cuando inició su gestión el gobierno del Frente Amplio, marcó un antes y un después en materia de las políticas relacionadas a los Derechos Humanos y la búsqueda de la verdad y justicia: se empezó a buscar en los cuarteles, se estableció una comisión de investigación histórica, en acuerdo con la Universidad de la República, y se hicieron toda una serie de hechos para esclarecer la verdad. Sin embargo, esa cultura de la impunidad todavía existe porque el terrorismo de Estado no solamente se estableció sobre la base del miedo y del terror. Se instauró con muchas complicidades que aún subsisten, agravadas por el paso del tiempo y creadas gracias a un pacto mafioso de los principales perpetuadores que han negado los hechos, no han aceptado su responsabilidad y siguen manteniendo una herida lacerante”.

“Estos horribles hechos, como son la represión, el secuestro, la detención y la tortura, se registraron porque no se hacían en forma clandestina. Todo estaba protocolizado y altamente burocratizado. Por suerte, ahora tenemos acceso a estos archivos pero hay que trabajar para poder extraer la debida documentación, que nos permita esclarecer el caso de los detenidos desaparecidos, la cual es la parte más profunda de la herida social que dejó este régimen del terror”, agregó.

Además, Michelini afirmó que el grupo creado por el presidente Vázquez en el 2015 ha tenido algunos logros y algunas buenas ideas. Sin embargo, advirtió que el gobierno debe seguir trabajando en esa iniciativa.

Por último, dijo que el Día Internacional del Detenido Desaparecido, ocurrido hace dos días, “es una fecha transcendente porque nos hace reafirmar el compromiso que tenemos como sociedad para que estos hechos aberrantes no sucedan nunca más. Además, en segundo término, incentiva la búsqueda de los detenidos desaparecidos, el esclarecimiento de la verdad y el sometimiento de aquellas personas sospechadas de haber cometido tales crímenes para que los culpables sean juzgados ante la Ley”.

Frase

“El terrorismo de Estado no solamente se estableció sobre la base del miedo y del terror. Se instauró con muchas complicidades que aún subsisten, agravadas por el paso del tiempo y creadas gracias a un pacto mafioso”.

También podría gustarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.