Diseño para “optimizar los movimientos de los robots y los humanos”Amazon y la extraña jaula metálica destinada al trabajador

El aparato sería usado para situaciones en las que los empleados humanos tienen que entrar a los recintos restringidos a realizar reparaciones o recoger elementos que cayeron accidentalmente.

1 310

Los trabajadores de Amazon en distintas partes del mundo se han vuelto tristemente célebres por las férreas condiciones a las que son sometidos para garantizar la efectividad del servicio de comercio electrónico. Sin embargo una patente echa ahora gasolina a una llamarada de polémicas.

Registrado en 2016, este invento a nombre de la empresa en el registro de patentes de EEUU, constituye un ejemplo “extraordinario” de “alienación laboral”, según el sitio Anatomy of AI (en inglés, anatomía de la inteligencia artificial).

Consiste en “una jaula metálica destinada al trabajador, equipada con elementos cibernéticos, que puede moverse por un depósito con el mismo sistema motorizado que mueve estantes llenos de mercaderías”.

“Aquí, el trabajador se vuelve parte de un ballet mecánico, retenido en posición vertical en una jaula que dicta y restringe sus movimientos”, abunda el estudio.

El controvertido artilugio está diseñado para “optimizar los movimientos de los robots y los humanos que colaboran” en los depósitos de la empresa. Normalmente, las personas de carne y hueso son guiadas a través de brazaletes electrónicos que las ayudan a buscar los productos en galpones “del tamaño de hangares de avión”.

Esta ‘jaula’, está destinada a proteger a los trabajadores de los voluminosos robots que recogen y movilizan la mercadería en las zonas exclusivas para las máquinas, informa el periódico The Seattle Times.

Según esa publicación, Amazon patentó ese aparato para situaciones en las que los empleados humanos tienen que entrar a los recintos restringidos a realizar reparaciones o recoger elementos que cayeron accidentalmente.

Dave Clark, vicepresidente de Amazon, respondió en Twitter al diario estadounidense que “a veces incluso se patentan las ideas malas”. Asimismo, expresó que la empresa nunca utilizó la jaula. En su lugar, para resolver el mismo problema desarrolló “una solución mucho mejor, que consiste en un pequeño chaleco que los empleados pueden usar”. Esta prenda hace que “todas las unidades robóticas en su proximidad detengan su movimiento”.
Anatomy of AI es un proyecto que analiza de manera pormenorizada y crítica todo lo que está detrás del Amazon Echo, el parlante inteligente del gigante tecnológico que permite a los usuarios acceder a distintos servicios.

También podría gustarte
1 comentario
  1. paulina dice
    La cantidad de gente que ha quedado con secuelas por los “hangares” de los aviones es alucinante. ¿Todo un día trabajando agachado en posición incómoda?, ha llevado a miles de personas a pasar una vejez horrorosa llena su espalda de patologías… “y sin riñones” (si se me permite)… -Mami… me conseguí un laburo en el aeropuerto- -Está bien nene, salgo a comprar la silla-

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.