Por primera vez, la oposición reconoció el esfuerzo del gobierno en modernizar la policía y dotarla de equipamiento, armamento, organización y transparencia. Ocurrió durante la interpelación al ministro Eduardo Bonomi y no pasó desapercibido para el Ejecutivo.

Tanto es así que el propio presidente Tabaré Vázquez destacó en Rusia la importancia de este acontecimiento. “Para satisfacción mía personal y estoy seguro del gobierno, los dos primeros artículos fueron votados prácticamente por unanimidad, por 90 votos, y esos artículos reconocen el esfuerzo que ha hecho el gobierno”, señaló el mandatario a la prensa.

“En otro artículo se reconoce el esfuerzo del Ministerio del Interior en reorganizar el Ministerio, en establecer políticas de seguridad pública, y fue votado por el gobierno y por la oposición”, agregó el presidente.

Vázquez aludió de esta manera a la moción presentada por el diputado Gonzalo Mujica (ex Frente Amplio) y que fue votada parcialmente tanto por el oficialismo como por la oposición.

De esta manera, se logró un hecho inédito que marca un hito en el fuerte debate que gobierno y oposición mantienen por la seguridad pública, en el mismo día en que se realizó una nueva interpelación al ministro Eduardo Bonomi.

Vázquez destacó además que “no hubo una moción que declarara insatisfactorias las declaraciones del ministro, y tampoco hubo una mención siquiera a la intención de censurar” al secretario de Estado, pese a que la moción de “respaldo” propuesta por el Frente Amplio haya sido rechazada . La moción del FA recogió 49 votos, ya que el ex frenteamplista Gonzalo Mujica no levantó la mano.

Bonomi fue interpelado por el diputado colorado Germán Cardoso sobre temas de seguridad vinculados al fútbol. El propioi diputado Mujica presentó otra moción que sí fue apoyada en varios puntos por el Frente Amplio y la oposición, y que no incluía una condena a las explicaciones del ministro.

El diputado Gonzalo Mujica dijo a LA REPUBLICA que la interpelación sirvió para plantear “una disyuntiva que todo el sistema político tiene, no solo el Frente Amplio: si vamos a discutir sobre el ministro o sobre la política de seguridad”. Agregó que él nunca pidió la renuncia del ministro y que su planteo es “que se discuta sobre la política de seguridad”. “He planteado una alternativa a la política que se sigue pero lo planteo desde el apoyo a la gestión ministerial”, dijo Mujica.

Reconoció que este equipo “ha logrado muchas cosas y por otro lado, pienso que la política que ha seguido el ministerio tiene un límite”. Señaló que a su juicio ese límite está en el combate al “micro delito, es decir al combate al delito de poca gravedad el cual es el que si uno permite que sea impune se extiende y en su contexto es que surge la subcultura del delito, los profesionales del delito”.

Mujica señaló que es a partir de este “delito impune que surgen las formas más graves de delito que seguramente aparecen en un microambiente o en una subcultura que se va formando ambientada por este tipo de impunidad”. Señaló que en otros países esto se denomina políticas de “tolerancia cero” que en Uruguay “ha sido tergiversada” al considerársela como una política de “más represión”. “No signifique que al delincuente de poca monta se lo reprima como si fuera un delincuente grave ni que la justicia actúa contra él con penas mayores a las que corresponden a su delito.

Significa que desde el punto de vista del despliegue policial, el micro delito es el que tenga el foco del accionar policial”. Mujica señaló que la moción aprobada “insta al ministerio del Interior a buscar políticas que logren dar con los resultados que la gente está esperando más allá del reconocimiento de los logros que el ministro del Interior y su equipo han hecho en estos siete años de gestión”.

“Yo los enumere en sala, y son los que me han hecho apoyar en todo este tiempo el accionar del ministerio y por lo cual ninguna manera la moción tiene un significado de quitar respaldo político al ministro. El ministro tiene el respaldo político del autor de la moción. La moción lo que hace es encarar desde otro punto de vista de cambio de política y no de cambio de ministerio y de un debate que yo creo que el ministro debería convocar y debería encabezar.

Porque no tengo dudas que para este cambio de perspectiva en el enfoque del trabajo policial el ministro necesita un gran respaldo político, que es lo que dice el último punto de la moción”.

Por último, señaló que la moción tiene cinco puntos y que el Frente Amplio solo respaldó los dos primeros, pero señaló que “lo importante es que nos pusimos de acuerdo en una moción, que yo creo que auspicia un debate de políticas de seguridad y espero que el ministro encabece ese debate”.

Dos mociones, una aprobada

Finalizado el debate, se presentaron a votación dos mociones, la primera de la bancada de gobierno, y la segunda del diputado Gonzalo Mujica.

La primera de ellas que declaraba plenamente satisfactorias las explicaciones brindadas por el ministro del interior, no alcanzó los votos necesarios para su aprobación; mientras que la segunda se aprobó en los siguientes términos:

Texto de la moción aprobada

El Ministerio del Interior ha realizado en los últimos años un esfuerzo de gran magnitud a efectos de mejorar las condiciones de trabajo del personal policial.

Asimismo, se han implantado metodologías en los ámbitos ministerial y policial con el propósito de lograr avances en la lucha contra el delito.

No obstante, los resultados obtenidos en la mejora de las condiciones de seguridad del ciudadano no guardan relación con el conjunto de los recursos económicos y humanos disponibles.

La percepción ciudadana acerca de su seguridad personal, familiar y la de su propiedad, es de desprotección ante el delito y la delincuencia.

Dicha política pública debe contar además con un amplio respaldo político.