El presidente del Instituto Nacional de Colonización (INC) Andrés Berterreche, espera que el proyecto de creación de un Fondo para la adquisición de tierras de esa institución, tenga un rápido tratamiento en el Parlamento.

El proyecto de ley crea el fondo para la compra de tierras con el aporte de capitales de ahorro nacional. En la exposición de motivos del proyecto se recuerda que la ley que creó el INC no previno un flujo permanente de recursos para asegurar la continuidad de la inversión estatal en tierras para su colonización.

Desde la creación del INC, en 1924 hasta 1947, el Estado incorporó 199.435 hectáreas para Colonización, y entre 1948 y el 2013, se incorporaron 292.257 hectáreas, de las cuales 57.257 desde 2005 a la fecha.

El Instituto ha insistido en la falta de recursos para la adquisición de tierras, en especial en un período en que el precio de la hectárea se multiplicó por más de 10 desde 2004 a la fecha. A partir de la creación del Impuesto a la concentración de Inmuebles Rurales (ICIR), declarado después parcialmente institucional, no los artículos que referían recursos al INC, se sumaron más recursos.

El proyecto prevé transferencias del Estado trimestrales al INC, además se otorgan garantías para los activos que ingresen al fondo a crear que sean securitizados.

Entrevistado en Radio Carve, Berterreche defendió el proyecto de ley recientemente enviado al Parlamento para crear un fondo para la compra de tierras para el Instituto. Señaló que el representante de la oposición en el INC apoyó la iniciativa y que espera que en el Parlamento se cuente con respaldo para aprobar el proyecto. “Espero una discusioncita” estimó y que se apruebe rápido. Sostuvo que la ley permitirá a las AFAP financiar el fondo y de esa manera pequeños y medianos ahorristas uruguayos podrán participar en la producción agropecuaria, “tal como lo hacen hoy ahorristas de otros países en Uruguay”.

Desarrollo forestal

Por otra parte, el presidente del INC estimó que se debe generar una cultura diferente para modificar el proyecto forestal del país, y evitó entrar en la discusión sobre la producción de la fábrica de celulosa de UPM. Berterreche consideró que el actual desarrollo forestal derivó en un modelo altamente concentrado, y sostuvo que sigue pensando en un modelo diversificado donde todos los sectores agropecuarios tengan forestación y se trabaje la madera.

Recordó que cuando integraba la división forestal del MGAP en el anterior gobierno, se hablaba de hasta 9 y 11 pasteras instaladas en el país, y consideró que con 3 o 4 se cubre toda la producción del país.

Claves

El presidente del INC valoró los acuerdos con Montes del Plata para permitir el ingreso a los campos forestado de ganado lechero, demostrando que se pueden integrar las producciones.

Ventaja 

Berterreche insistió en la utilización de los bosques para madera, recordando que en los países capitalistas desarrollado, los árboles necesitan de 40 a 50 años, mientras que aquí el desarrollo es a mucho menor plazo.