Efectivos compatriotas y colombianos se encontraban realizando el traslado del correo desde el sur hacia el norte de la península del Sinaí, en la República Árabe de Egipto, cuando fueron víctimas de una explosión en el primer vehículo de los tres que componían el convoy.

Uruguay cuenta con 41 efectivos en esa zona del planeta. Desde 1978, y tras uno de los acuerdos de Camp David entre Egipto e Israel, hay apostada en la franja del Sinaí una tropa con contingentes de distintos países para garantizar la paz en la zona.

Militares uruguayos forman parte de esa misión, compatriotas a los que en las últimas horas les tocó pasar por momentos de tensión. Hasta el momento se desconoce si se trató de un ataque deliberado contra la Fuerza Multinacional de Paz Y Observadores (MFO por sus iniciales en inglés) a la que pertenecía el convoy o si la explosión obedeció a un intento de de ataque a tropas egipcias que se encuentran con un puesto de control a 200 metros del lugar. “Nuestros efectivos se encuentran en perfectas condiciones”, subraya una comunicación del Ejército Nacional.