Por: Francisco Connio

Lo lacazinos no eran los únicos uruguayos en la NASA porque también participó un grupo de estudiantes de Maldonado, pero se integraron a otra compañía con otros países “en más de una oportunidad nos cruzamos con ellos, aunque había 4 compañías y cada una con 48 estudiantes; al finalizar la competencia nos felicitamos por los trabajos realizados y surgió la idea de despedir Estados Unidos juntos, pero por motivos de horarios no se pudo llevar a cabo”.

La estudiante rescata la experiencia adquirida, “a pesar de la barrera del idioma logramos hacernos entender y que nos entiendan, pudiendo siempre mostrar nuestras ideas e integrarnos para que estas sean aceptadas y poder ser partícipes reales de la creación del proyecto. Hoy nos damos cuenta que a pesar de que los otros estudiantes eran de grandes niveles educativos, y dominaban quizás algunas cosas mucho mejor que nosotros, pudimos aportar ideas que solo se nos ocurrieron a nosotros, y fueron puntos fuertes de nuestro proyecto”.

Por otra parte evalúa cómo una experiencia trascendente haber sido evaluados por ingenieros de la NASA en algunos casos, o grandes figuras que tuvo la NASA en el pasado.

Todos trabajaron en diferentes áreas, automatización, factores humanos, operaciones, ingeniería, economía y la competencia se extendió por dos días enteros y dos noches, más la mañana de las presentaciones cuando tuvieron oportunidad de escuchar el testimonio en persona de un astronauta, “contándonos toda su experiencia y trabajo”.

Es que precisamente de esta experiencia los estudiantes confiesan que se llevan el aprendizaje “de muchas formas de trabajar, con distintos equipos pero con mucha organización. En lo personal, todo lo referente a organización que aprendí en esta competencia jamás lo he aprendido. Entonces de cara al futuro, y al no tan lejano próximo proyecto (porque en octubre ya nos está llegando una nueva propuesta para el clasificatorio Desla) pensamos explotar al máximo todo lo que aprendimos, para poder tener buenos resultados y poder llevar una vez más a Juan Lacaze y a Uruguay a una final mundial”.

El regreso a Juan Lacaze

Los estudiantes volvieron a su ciudad de origen siendo recibidos como héroes. A nivel liceal, pasacalles y carteles pegados en las paredes del liceo reflejaban el agradecimiento y la bienvenida. Después hubo un pequeño acto donde debieron contar acerca de la experiencia en la NASA y terminaron compartiendo una merienda con todas las clases.