El gobierno espera que la ley que creará la red nacional de cuidados esté aprobada “en uno o dos meses”, según recoge una entrevista realizada al responsable de la Secretaría Nacional de Cuidados del Ministerio de Desarrollo Social (Mides), Julio Bango.

El pasado miércoles 2 de setiembre, la cámara de Diputados comenzó el tratamiento del proyecto de ley a través de la Comisión Especial de Población. El Sistema Nacional de Cuidados, uno de los temas impulsados en la pasada campaña electoral por Vázquez y que luego que asumió la presidencia la norma formó parte de las 9 iniciativas legislativas prioritarias, compromete 45 millones de dólares para el primer año de implementación y para el segundo año, 84 millones.

“No es menor poder arrancar una gestión con el apoyo del partido de gobierno y de la oposición”, dijo Bango que aseguró que existe el apoyo de todos los partidos con representación parlamentaria en esta iniciativa.

Bango, participó en el Palacio Legislativo de una reunión de la Comisión Especial de Población de Diputados, que lo convocó con el objetivo de realizarle preguntas sobre el proyecto de ley que está en la órbita del Parlamento.
Tras la comparecencia, Bango dijo que salió muy satisfecho porque el proyecto obtuvo, en principio, un respaldo importante de todos los partidos políticos en el marco de lo que será el tratamiento y la aprobación de la ley de creación del Sistema Nacional de Cuidados.

El socialista dijo que espera que los diputados de todos los partidos puedan tomar una resolución “lo más rápido posible” con el objetivo de asegurar las mejores condiciones para trabajar en el marco de la implementación del proyecto. Develó que los diputados ven con “buena perspectiva” el proyecto de ley y algunos –dijo- se comprometieron a darle un trámite rápido, hecho que lo lleva a pensar que entre uno a dos meses se pueda tener la ley aprobada.

Los 45 millones de dólares para el primer año y los 84 millones de dólares para el segundo año de implementación del Sistema Nacional de Cuidados, “permitirán desarrollar una serie de acciones en materia de ampliación de los servicios de infancia” para menores de 0 a 3 años, además de servicios para las personas que “están en condiciones de dependencia severa, tanto mayores como con discapacidad” dijo Bango.

Teleasistencia

La norma una vez en vigencia, implementará un servicio de “teleasistencia” para las personas que padezcan una dependencia moderada y posean más margen de movimientos, pero vivan solas. En estos casos, accederán a una red de apoyo mediante un mecanismo de botón de pánico, contó el funcionario.