El nacionalista denunció que “ha existido una pérdida de autonomía financiera de los gobiernos departamentales en los últimos 25 años” y que “los recursos originarios de los departamentos sufren intervenciones por parte del Ejecutivo”.

En referencia a la caminería rural y al desgaste que sufre, indicó que el incremento productivo ha perjudicado unos 60.000 kilómetros de caminería departamental y “las intendencias no pueden afrontar solas la tarea de refaccionar”.

Según recordó, una de las vías de financiamiento que han tenido ha sido el Impuesto al Patrimonio “dado que de lo recaudado un 10% iba para la Universidad Tecnológica y el restante 90% se dividía entre las intendencias y el Ministerio de Transporte”.

Con lo dicho, el senador condenó que “a partir de ahora ese 90% vaya directamente a Rentas Generales, es decir, al gobierno nacional”. A sus ojos, “los gobiernos departamentales dejarían de percibir esos significativos recursos”, cosa que además, dijo, está teñida de partidismo.

Específicamente, Larrañaga criticó que el proyecto de Presupuesto enviado por el Ejecutivo destine, a partir del ejercicio 2017, 285 millones de pesos para financiar obras viales, de transporte y su interrelación con infraestructuras de importancia nacional para el área metropolitana, “área que circunscribe a Montevideo y Canelones, excluyendo a San José”.

Al respecto, denunció que ello es sinónimo de que “el gobierno nacional va a financiar obras para las intendencias de signo frenteamplista”, mientras que “se les quitan a las intendencias del interior valiosísimos recursos”.

“Esta discriminación es injusta e inaceptable”, consideró, a lo que sumó que “el gobierno nacional no puede retacear la participación que hemos mencionado con destino al interior del país, responsable directo del crecimiento, del desarrollo y del progreso nacional”.

“Descentralizar la caja”

Para el senador, “ha sido histórica la visión antagónica de capital e interior como si el desarrollo de uno, dependiera de la sangría del otro”. En tal sentido, llamó a “superar esa visión que ha sido nefasta y ha postergado el crecimiento armónico del país”.

Para el ex intendente de Paysandú, “descentralizar es acercar el poder a la gente y supone un acto de justicia” en tanto recalcó que “implica también descentralizar la caja y con ello, los recursos económicos”.