El diputado José Carlos Mahía, presidente de la Cámara de Diputados y vicepresidente del Frente Amplio, propuso que el control de viáticos abarque a todo el personal del Estado, desde el Presidente de la República hasta los alcaldes.

La iniciativa fue presentada a la bancada de legisladores del Frente Amplio. Sobre este tema, REPUBLICA Radio dialogó en estudios con el diputado Mahía.

Mahía explicó que “la idea es sumar una propuesta, un aporte más en un marco amplio, que abarque a todos los viáticos que los funcionarios públicos reciben para hacer su trabajo en el exterior, ya sea del Parlamento o del Poder Ejecutivo, o cualquier ente del Estado, incluido el Poder Judicial, Intendencias y Juntas Departamentales, es decir todos quienes reciban fondos del Estado”. A partir de este proyecto de ley se deberá rendir cuentas de los gastos realizados en su función en el exterior.

Consideró que “el poner foco solo en el Parlamento es algo muy parcial” aunque resaltó que también es una “mirada positiva porque la gente sigue viendo en el Parlamento –más allá del decaimiento en la política y en los políticos- el lugar donde se miran muchas cosas”. “Este tipo de información está colgada en la web del Parlamento para que cualquier persona tenga acceso a ella”, puntualizó.

Mahía expresó que a veces se ignora que muchos funcionarios tienen relaciones bilaterales con sus pares en el mundo y agregó que un país chico como Uruguay “debe tener una fuerte inserción internacional”. “Es un error pensar que solo se viaja al exterior desde el Parlamento y la Cancillería, pero como sucede en todos lados es que promovemos un criterio de trabajo general”, afirmó.

Sobre la rendición de gastos por viáticos en otras reparticiones del Estado, expresó que tiene entendido que “no hay una única forma de hacerlo” y señaló que “la idea es que, a partir de ahora, se puedan unificar criterios y ordenar las cuentas”.

Informó que los parámetros sobre el que se determinan los recursos de viáticos están en referencia una escala de Naciones Unidas que determina –por ejemplo- que la ciudad de Buenos Aires tiene un costo más alto que la de Santiago de Chile. En general, dentro de lo que se asigna se estima que un 60% es para alojamiento, un 30% para alimentación y el 10% restante para transporte y comunicaciones. Esta ecuación puede variar, pero básicamente es así como se hace, indicó Mahía.

Otro aspecto que incluye el proyecto es que al momento de realizarse la Rendición de Cuentas se deberá presentar la factura original. No se admitirán fotocopias de todos los gastos y no se considerarán rendidas las partidas de viáticos hasta que la documentación haya sido auditada por la contaduría del organismo respectivo, sin perjuicio de su remisión al Tribunal de Cuentas.

La Rendición de Cuentas deberá estar acompañada de los originales de los tiques, facturas y comprobantes de gastos en el país de destino y no se aceptarán copias ni documentos apócrifos. Mahía insistió con que la iniciativa es proponer criterios de Rendición de Cuentas y agregó que quienes analicen este tema en la Comisión legislativa correspondiente “tendrán que conversar con las distintas áreas del Estado sobre la viabilidad y/o ajuste de esta iniciativa o de otra”.

La propuesta del presidente de la Cámara de Diputados, Mahía fue presentada en la Bancada del FA y actualmente trabaja en la exposición de motivos. “Me consta que el presidente Vázquez ha tomado medidas muy cuidadosas en relación a la reducción de los gastos por misiones en el exterior”, agregó.

“En el caso del Parlamento hay tres órganos en su conjunto que por resolución del cuerpo tienen que asistir los legisladores que son: el Parlamento del Mercosur, el Parlamento Latinoamericano y la Unión Interparlamentaria”, afirmó. “Creo que es más importante centrarnos en cuáles son los objetivos y resultados de la misión, lo demás va de suyo.

Uruguay tiene una adecuada inserción internacional y creo que hace bien lo que tenemos es que tener cuidado en el cómo y el cuándo”, aclaró. Consultado sobre la validez de la diplomacia parlamentaria, Mahía manifestó que es una “herramienta válida, aunque pueda haber algunos excesos que habrá que revisar pero debe ser entendido como algo complementario”.

Acuerdo Uruguay-EEUU

Mahía puso también como ejemplo el caso en el que “uno se relaciona con congresistas de EEUU, lo que me ocurrirá a mí (tiene previsto viajar próximamente a Estados Unidos), congresistas que tienen un peso muy grande”. Para dimensionar un poco el tema explicó Mahía que “está a estudio en el Congreso de EEUU una Convención que permite un acuerdo previsional con Uruguay sobre el cobro de las jubilaciones de los uruguayos residentes y de los norteamericanos residentes aquí en Uruguay”.

“A veces, sentimos que son temas lejanos, pero no es así, por eso es importante evitar los abusos, los excesos y utilizar la herramienta en su justa medida, saber que tiene eficacia para algunas cosas y actuar con sentido común y racionalidad en las propuestas”.

“Cada vez que me ha tocado viajar al exterior he optado por estar con los compatriotas que viven fuera del país, cosa que no sucedía habitualmente, y muchas veces plantean situaciones que para los que vivimos en el país no son importantes pero para ellos son vitales”. En ese sentido, reiteró su apoyo al voto consular y el compromiso de impulsarlo para que los uruguayos puedan ejercer derecho al voto desde el exterior.

Mahía destacó “la línea de austeridad fijada por el primer mandatario y dentro de sus potestades como presidente de la Cámara de Diputados intento aplicarlas y me parece importante que conversemos con la gente para qué y cómo se hace, porque para un vecino puede parecerle irracional como se hace la devolución de los viáticos como también a qué van y por qué y cuántos”.

La bancada del Frente Amplio deberá considerar la iniciativa de Mahía, luego se le dará destino a la comisión correspondiente y se pondrá a estudio a nivel parlamentario.