Con el dato de que casi la mitad de los trabajadores y empresarios del país (un 40%) no terminó la enseñanza media, el ministro de Trabajo y Seguridad Social Ernesto Murro junto al vicepresidente Raúl Sendic y el presidente del Consejo Directivo Central (Codicen) de la ANEP, Wilson Netto presentó el programa de “cultura del trabajo”.

“Tenemos que mejorar la calidad del trabajo y el trabajo decente en Uruguay” apuntó Murro, agregando que ese programa “puede transformarse en un aporte importante para la sociedad”. “Queremos que este sea un programa nacional con la más amplia participación”.

Dentro de la estructura del programa, el gobierno otorgará la validación de su oficio o profesión con los años que lleva desempeñándose en la actividad.

Con fondos públicos, los trabajadores que no están titulados podrán probar ante un tribunal los conocimientos que poseen tras años de trabajo para acceder a un diploma que a su vez tendrá validez en la educación formal. Esta propuesta había sido manejada en un Consejo de Ministros por el entonces presidente José Mujica.

Ayer, Murro, Sendic y Netto abundaron en el programa con el que se buscará dar un paso de calidad, y no en cantidad, del trabajo nacional conjuntamente con la instrucción pública.

En el gobierno en curso, y mediante acuerdos entre empresarios y trabajadores, los dependientes y empleadores podrán culminar el curso básico de Secundaria. Datos oficiales arrojan que el 40% de los trabajadores y empresarios en actividad no terminaron sus estudios secundarios.

Traducido en números reales, Netto dijo que más de 22.000 trabajadores podrán culminar sus ciclos de Primaria y Secundaria y se podrá realizar entre este año y el próximo. “La expresión clara del gobierno es poner a la enseñanza y al trabajo en la agenda social” dijo Netto, agregando que la meta es articular programas educativos para agregar valor al trabajo, aumentar el conocimiento de la población socialmente activa y generar oportunidades a las personas con menos recursos.

“Es el momento de continuar con políticas dirigidas a personas que están afuera del ámbito laboral y que, además, es absolutamente necesario trabajar en incrementar capacidades de las personas que están en el mundo del trabajo”.

Netto especificó que a partir del entrante mes de octubre y hasta abril del 2016 habrá 2.700 trabajadores en tres departamentos, Montevideo, Maldonado y Río Negro que podrán finalizar sus estudios: 500 terminarán la escuela, 2.000 la educación media y 200 a través de acreditación de saberes.